Archive for La Terraza de Gran Vía

Rocío Monasterio (Vox): “No creo que Cáritas sea un chiringuito”

Tiene coraje para llevar su ideología hasta el último término sin siquiera ruborizarse. Pero Rocío Monasterio (Madrid, 1974) a veces rectifica sus mensajes. Así lo ha hecho en su entrevista con Madridiario a tan solo unos días de que se celebren las elecciones del 26 de mayo. Aseguró que no dijo en el debate a cinco que considere a Cáritas un chiringuito y fue menos contundente con sus declaraciones de los cursillos de zoofilia para niños. Sí es partidaria, como medida de “libertad de elección”, de que los niños lleven su comida de casa al colegio, de agrupar alumnos de ciertas universidades (“En algunos ámbitos hay demasiadas”, opina) y de fomentar el cheque escolar con la cuantía que corresponda al valor de una plaza pública que, a su parecer, es más cara que una privada. La candidata de Vox a la Presidencia de la Comunidad de Madrid niega ahora que su partido ligue la delincuencia a la inmigración ilegal y se muestra, pese a sus críticas a Isabel Díaz Ayuso, abierta a pactar con el PP si suman para un Gobierno de derechas. También visitó La Terraza de Gran Vía que dirige el presidente editor de este diario, Constantino Mediavilla, donde rechazó ser etiquetada como feminista: “Soy mujer”, concluyó.

Lleva toda la campaña hablando de su propuesta del cheque escolar para promover la igualdad en las escuelas. ¿Nos puede concretar un poco más en qué va a consistir?

El cheque escolar nos parece fundamental. Garantiza la igualdad de oportunidades, que un niño que nazca en la familia más pobre de Madrid pueda acceder a la mejor escuela de Madrid. Y esto se consigue dando a todos los padres un cheque por lo que estime el Ministerio de Educación que cuesta una plaza pública, que es un dato que todavía no nos han dado. Y se da para que los padres elijan colegio público, privado o concertado.

Entonces, ¿aún no tiene la cuantía exacta?

Lo que tenemos claro es que una plaza pública ahora está costando más que una privada y esta pregunta se la hemos hecho repetidas veces a los organismos pertinentes pero no tienen este estudio detallado. Nosotros creemos que nos podemos poner de acuerdo con los demás partidos en fijar una cantidad que se dé a todos los niños por igual. Esto es la verdadera libertad. Y permite que los colegios buenos amplíen sus instalaciones y muchos padres quieran ir a ese colegio, puedan abrir nuevas clases y los colegios que no dan una buena educación o no son tan buenos o no hacen ese esfuerzo, al entrar en competencia, tendrán que esforzarse más. Como queremos que todos tengan una Educación excelente, lo conseguiremos así.

¿Cómo han cuantificado que una plaza pública es más cara que una privada si no tienen los datos del Ministerio?

“Tenemos claro que una plaza pública (en Educación) cuesta más que una privada”

Bueno, sí hay estudios orientativos que dicen que estaba costando más una plaza que una privada, pero esa es la pregunta que le hacemos nosotros al Ministerio de Educación y llevamos un tiempo queriendo que nos lo contesten. Y otra cosa importante, nosotros queremos un cheque escolar ponderado para aquellos casos de niños de condiciones especiales que queremos que sean admitidos en todos los colegios para que nunca puedan ser discriminados. A niños con necesidades especiales hay que darles el triple de cantidad en ese cheque escolar. Y también tiene que ser progresivo, tiene que tener en cuenta las rentas de las familias, pero nosotros lo que queremos es garantizar la igualdad de oportunidades, el ascensor social.

Hablando de Educación, ha sido muy polémica su declaración sobre los cursillos de zoofilia para niños. Hay un comunicado de la Consejería de Educación de Madrid que le acusa de decir “frases sin sentido con el objetivo de ganar un voto en campaña” y “falacias sobre la Educación madrileña”. Aseguran que “en absoluto” hay cursillos de ese tipo. ¿De dónde saca usted esa información? ¿Tiene algún ejemplo concreto?

Hay unos talleres y cursos para profesores en que se enseña cómo tú puedes ser profesor de estas asociaciones en los colegios de los niños. Hay una ley que permite que determinadas asociaciones entren en los colegios invitados por los profesores. Quizás el Ministerio y la Consejería tienen que explicarnos qué acreditación tienen las personas de estos talleres que están entrando en contacto a dar clases a nuestros niños. Yo les invitaría a que lo hicieran.

¿Pero tiene ejemplos concretos de niños de ocho años que hayan recibido un cursillo de este tipo?

No, yo lo que dije es que había unos cursos de ideología de género, de talleres que entran en los colegios de nuestros niños y esos cursos se dan a niños de primero de la ESO con 10 años, con 9, y que nos parecen que son contenidos inadecuados para esa edad. Y, sobre todo, hay que respetar la libertad de los padres y que cada uno elige el colegio que quiere según los valores que quiere darle a sus hijos. No debemos imponer el mismo menú en todos los colegios. Si el PP nos impone la misma ideología y la misma doctrina en todos los colegios nos quita libertad y yo lo que creo es en la libertad de los padres para que cada uno elija la educación de sus hijos y eso es fundamental.

“El Ministerio y la Consejería de Educación tienen que explicarnos qué acreditación tienen las personas que dan clases a nuestros niños”

¿No es bueno educar en valores de igualdad, la lucha contra la violencia de género y el acoso escolar, especialmente, a niños LGTBI?

No, de los cursos que yo hablo no son de profesores autorizados por el Ministerio de Educación y acreditados. Yo hablo de asociaciones en que sus componentes entran en los colegios invitados por un profesor. Y no hay una acreditación. No sabemos quiénes componen esos talleres, quiénes componen estas asociaciones y yo creo que es lo mínimo que se debe exigir a todos los que dan clases a nuestros niños de lo que sea. Nosotros solo estamos exigiendo algo que es de sentido común: que todo el mundo que esté en los colegios esté acreditado por el Ministerio de Educación y que determinados contenidos, los padres sean conscientes de lo que se está dando a sus hijos. Sí que creo que tenemos que educar en valores, en el respeto a todos, en valores universales y sí se tiene que dar en los colegios. Lo que no se tiene que dar en los colegios es ideología.

Voy a leerle una medida de su programa electoral: “Prestaremos apoyo a los estudiantes que procedan de otras Comunidades Autónomas en las que no han sido educados en español para que puedan incorporarse a los colegios y/o Universidades madrileños en igualdad de condiciones”, reza en materia de Educación. ¿Cuántos estudiantes hay que tengan este problema? Aunque el catalán sea vehicular en Cataluña, ¿de verdad hay estudiantes que no saben hablar español como para no poder estudiar en Madrid?

Nosotros lo que creemos es que todos los españoles tenemos que tener las mismas oportunidades. Y el principio fundamental es que cualquier padre que quiera que su hijo se quiera escolarizar en español lo pueda hacer. Y ahora mismo, por ejemplo, en Lérida, tú no puedes escolarizar a un niño en español. Entonces, los derechos de esos padres están cercenados.

“En los colegios hay que educar en valores universales, no dar ideología”

Yo le hablo de la propuesta que tienen en su programa de la Comunidad de Madrid…

Claro. Lo que ofrecemos es que aquellos padres que no hayan podido escolarizar a sus niños en español, en Madrid tienen una oportunidad porque en Madrid sí que vamos a conseguir ofrecer ese servicio.

Pero eso no significa que necesiten un refuerzo para saber español en igualdad de condiciones que un alumno madrileño…

Yo creo que, igual que en Sevilla podemos ofrecer aprender catalán o gallego porque es enriquecedor, también en Madrid podemos ofrecer mejorar el español a aquel que no haya tenido oportunidades. Yo lo que creo es que todo es enriquecedor y lo que no podemos hacer es bloquear oportunidades, que es lo que está pasando hoy en Cataluña, por ejemplo.

También proponen la Formación Profesional como “alternativa” a la Universidad. ¿Cree que hay exceso de universidades? ¿Sería partidaria de cerrarlas?

“En Madrid podemos ofrecer mejorar el español a aquel que no haya tenido oportunidades”

Lo que tenemos que conseguir es que las universidades sean eficientes dando formación. En algunos ámbitos hay, quizá, demasiadas universidades y a lo mejor tiene sentido que las que sean mejores en un tema sean las que agrupen a la mayoría de los alumnos. Nosotros también queremos entrar en el tema de las universidades y la corrupción. La corrupción que ha habido en las universidades es brutal y solo se ha visto una parte: cómo se han repartido másteres, cómo determinados partidos políticos controlan quién es rector y quién no.

¿Cómo se combate eso? ¿Mejorando la transparencia?

Hay que hacer unos pliegos claros de cómo se accede a determinadas posiciones en la universidad. Los políticos tienen que quitar las manos de las universidades y lo que tienen que hacer es buscar la excelencia.

Otra medida sorprendente es que proponen que se permita llevar comida de casa al colegio como alternativa a los comedores. ¿Cómo se puede llevar esto a cabo? ¿Significa que los niños comerán frío o instalarán cien microondas en cada colegio, por ejemplo?

Nosotros somos muy eficaces para resolver problemas mucho más complicados. Me parece que es, una vez más, la libertad de los padres. Estamos cansados de pagar comedores carísimos en los colegios. Y creemos que hay que dar opciones, libertad a los padres para que si quieren, sus niños lleven la comida al colegio y hay mil sistemas para calentar comida y eso no es una complicación y vamos a ser capaces de resolverlo.

 

En materia de Vivienda, han propuesto avalar a los jóvenes en su primera hipoteca. ¿Cómo se traduce esto en un ejemplo práctico?

“En algunos ámbitos hay demasiadas universidades”

Estamos viendo que el urbanismo en Madrid está paralizado y los políticos han entrado en tal control del urbanismo y a retener, como hemos visto con Madrid Norte, que no sale. Eso provoca una subida de los precios espectacular. Y ahora mismo no hay manera de tener una vivienda de alquiler o de compra en un precio razonable y adecuado a los sueldos que tenemos. No puede ser que nuestros jóvenes no puedan dar el paso de salir de casa de sus padres, formar una familia o de comprarse una casa porque cuando llegan a los bancos no consiguen con el ahorro que tienen, que es poco, no consiguen completar la totalidad del porcentaje que necesitan para poder acceder a una hipoteca. Los bancos cada vez te dan un porcentaje más bajo y no llegan. Nosotros creemos que, como confiamos en los jóvenes españoles, podemos avalar un 20 por ciento del importe total de la hipoteca con un tope de 45.000 euros. Y ese 20 por ciento probablemente es el que haga que muchos lleguen a completar el cien por cien que les permita dar ese salto ilusionante que es irte a vivir a una casa en propiedad.

También proponen condonar la deuda si se tienen hijos. ¿Es una medida antidesahucios?

Eso es una medida para promover la natalidad. Ahora mismo, tener un niño en Madrid es un ejercicio de valentía. Es complicado tener un trabajo, a la vez, criar niños, etc. Es algo que tenemos que valorar y premiar. Como nosotros queremos ayudar a quienes dan ese paso valiente, les condonamos la deuda por cada niño que nace. Y eso es una buena medida para hablar de natalidad, que de eso tenemos que hablar todos los partidos.

“Condonar la deuda es una medida para promover la natalidad”

Quieren proteger a los propietarios frente a posibles okupaciones como medida de rebaja del alquiler. ¿Cómo se concreta esta propuesta?

Ha habido una política muy laxa en el tema de la okupación. Y no puede ser que alguien que tiene un piso, un señor mayor, que se va de vacaciones dos semanas tenga miedo de que cuando vuelva a Madrid, su piso esté ocupado. Lo primero que tenemos que hacer es dar a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado los medios y la autoridad para ejercer y sacar a estos delincuentes que están okupando una vivienda que no es de su propiedad. Tenemos que proteger la propiedad privada, hacer un registro no solo de compra sino de alquileres que permita a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado saber si esa persona que está dentro de la vivienda tiene un contrato que le ampare o no y poder sacar a los okupas de las viviendas. Escuchábamos a la señora Ayuso decir hace poco que ellos darán ayudas sociales a aquellos que se habían quedado sin casa por estar okupada. Nosotros no vamos a hacer eso, nosotros vamos a sacar los okupas, que es lo que hay que hacer.

 

Casi siempre que hablan de delincuencia en su partido la ligan directamente a la inmigración ilegal. Incluso ha contado usted el caso de un vecino suyo asaltado por tres “magrebíes”. También habrá muchos españoles que sean delincuentes, ¿no?

Pues claro que sí. Pero yo conté lo que pasó al lado de mi casa y lo que yo vi y describí la escena. Y yo creo que no pasa nada por describir que lo que yo vi fueron tres magrebíes.

¿Pero es peor un delincuente magrebí que uno español?

“Lo que hay que penalizar es el hecho delictivo, da igual quién lo haga. Las estadísticas en España están al alcance de todos”

No, lo que hay que penalizar es el hecho delictivo, da igual quién lo haga. Igual que cuando hablamos de que determinadas leyes que distinguen según el género del agresor, creemos que es injusto. Lo que tú tienes que penalizar es que alguien agreda a otra persona, da igual que sea hombre o mujer, su raza y su orientación sexual. Nosotros queremos hablar de igualdad. Las estadísticas en España, que están al alcance de todos, (muestran) qué porcentaje hay de gente de una raza o de otra, de inmigración ilegal o no, pero ese no es el tema, sino que nosotros queremos lo que quieren los españoles: acabar con la violencia, con la delincuencia y con la inseguridad.

Entonces, ¿por qué ese discurso de ligar la delincuencia a bandas latinas, etc.?

Nosotros lo que hablamos, si en las fiestas de Móstoles o Cobeña hay una bronca entre bandas latinas y magrebíes, decimos que ha habido un altercado entre bandas latinas y magrebíes. Y esto nos lo cuenta la Policía y la Guardia Civil. Y simplemente se describe lo que ha pasado. Los madrileños saben que hay algunos barrios que se están transformando. Yo conozco muy bien Madrid y he visto cómo algunos barrios se han transformado y a la Policía le cuesta más entrar. Nosotros hablamos de garantizar la seguridad, que nuestras niñas puedan caminar por la calle sin tener miedo a violadores reincidentes que están por la calle porque los permisos penintenciaros se lo permiten.

Pero también hay barrios inseguros en los que no hay inmigración ilegal ni bandas de este tipo…

Yo hablo de que queremos que nuestros barrios sean seguros y para eso tenemos que conseguir que nuestras Fuerzas y Cuerpos de Seguridad tengan los medios y las leyes que les permiten dotarnos de esta seguridad.

Para ahorrar en la Administración, Vox propone “acabar con los chiringuitos”. En su programa quieren acabar con las ayudas a los sindicatos, asociaciones feministas, etc. El otro día en el debate citaba a Cáritas y Save The Children como posibles “chiringuitos”, mientras mantiene las ayudas a las asociaciones taurinas…

No, nosotros lo que dijimos es que hay que auditar a todo aquel que reciba subvenciones. Yo no creo que Cáritas sea un chiringuito, sino yo no ayudaría a Cáritas. Cáritas hace una labor excelente. Si el Estado tuviera que hacer la labor que hace Cáritas, se hundiría. Pero todo aquel que recibe dinero público tiene que ser susceptible de una auditoría. Nosotros creemos que en cuatro años podemos ahorrar 4.245 millones de euros, que es dinero público que está yendo a gasto que no es eficaz y no revierte en el bienestar de los madrileños, que estamos pagando subvenciones a entes, determinados observatorios, a algunas asociaciones que no sabemos muy bien qué utilidad tienen para los madrileños.

¿Se interpretaron mal sus palabras en el debate, entonces?

Creo que dije ‘Hay que auditar a todos’, también entes, observatorios y chiringuitos y alguno quiso poner la etiqueta de chiringuito de algo que yo no dije. (Hay que auditar) a todos en igualdad, yo no distingo según la ideología de las asociaciones. Pero a todo el que reciba dinero público, hay que saber cómo se usa ese dinero.

Hablando de debates, en el primero sus oponentes le hicieron un poco el vacío… ¿A qué cree que se debe? ¿Se siente aislada del resto de formaciones, también por parte de la derecha?

Nos hemos quedado solos en un discurso que piensan muchos españoles y que los demás políticos ya no quieren hablar. Hablamos de bajar los impuestos sin aumentar la deuda y ya nadie quiere hablar de no aumentar la deuda. Nos hemos quedado solos hablando de la libertad de Educación, los demás ya no quieren hablar de eso. Nos hemos quedado solos hablando de que hay que cambiar la ley de violencia de género por una de violencia intrafamiliar. Y nos hemos quedado solos hablando y luchando por mayores recursos para la Sanidad pública y la Educación pública. Otros les felicitan pero no les dan mayores recursos.

En el segundo debate fue usted la que entró más en el cuerpo a cuerpo y no solo contra la izquierda, sino contra PP y Ciudadanos. ¿Cómo va a combinar el criticarles con la necesidad de pactar con ellos?

Los que estamos en partidos distintos es lógico que critiquemos los programas de otros. Pero nosotros ya hemos demostrado en Andalucía nuestra disposición de sentarnos a una mesa. Nosotros nunca hacemos cordones sanitarios, a nosotros sí nos han hecho cordones sanitarios. Esto es lo llamativo. Nosotros estamos dispuestos a llegar a acuerdos y como nuestro programa es fabuloso vamos a convencer a los demás partidos para que los lleven a cabo y sean valientes.

A la hora de pactar, ¿van a exigir en Madrid más cosas que en Andalucía?

Yo tengo la confianza de que los madrileños nos van a dar más fuerza en la Comunidad de Madrid. Como nos van a dar más fuerza y el domingo van a salir a votar, vamos a tener más fuerza para llevar a término y con éxito las propuestas que llevamos en el programa de Vox: defensa de la libertad, de unos impuestos bajos, y de una política para Madrid que dé progreso a los madrileños.

¿Taxi o VTC?
Hay sitio para los dos.
¿Cuánta vivienda pública va a construir Vox?
La que necesiten los madrileños. Liberalización del suelo.
¿Cuántos vagones de Metro o trenes nuevos se van a comprar para reforzar el servicio?
65.
¿Cuántas plazas de oposición sacarán para maquinistas?
Hacen falta 220.
¿Y de profesores?
Tenemos que estudiar cuántos hacen falta. De momento les vamos a pagar mejor a los que hay.
¿Y de médicos?
Vamos a pagar mejor a los que hay. Pero sí vamos a cambiar el sistema de suplencias.
Lo que hay que estudiar es por qué hay tantas salas de juego en Madrid.
¿Y cerrarlas?
Hay que estudiar qué acceso tienen nuestros niños a las salas de juego.
¿Cuántos autobuses, carreteras o infraestructuras en general fomentarán para conectar mejor el resto de municipios de la Comunidad de Madrid?
Es prioridad la conexión interurbana entre municipios. Con esos 4.245 millones vamos a tener recursos para conseguir dotar a las infraestructuras de lo que reclaman los madrileños.
Haga una apuesta: ¿Cuántos escaños de la Asamblea va a conseguir Vox el 26-M?
La que apuesto no soy yo. Lo que tienen que hacer los madrileños es apostar por mí. Y eso espero el domingo.

“Me dijeron que era mejor que no fuera a Cuba”

La candidata de Vox a la Comunidad de Madrid ha visitado la Terraza de Gran Vía que dirige el presidente editor de Madridiario, Constantino Mediavilla, justo antes de finalizar su campaña electoral. Rocío Monasterio, hija de cubano, asegura que no ha ido nunca a conocer sus orígenes porque siempre que ha tenido intención de hacerlo le recomendaron no viajar a Cuba porque por “defender la libertad de los cubanos” no sería “bien recibida”.

Defiende su ideología con valentía y dice estar dispuesta a partirse la cara en los debates, pero se niega a responder sobre aceptaría el aborto en caso de que hubiera riesgo para la vida de la madre. Sí apuesta, en cambio, por las asociaciones que ayudan a las mujeres con embarazos no deseados, como la Fundación Madrina. “Muchas veces están desahuciadas de su piso, tienen una pareja que es un maltratador, o se han quedado sin trabajo o tienen cuatro niños y no se esperaban el quinto. A veces un poquito de ayuda, ayudándoles a encontrar un piso que alquilan con otras, enseñándoles un oficio: a veces es peluquería, a veces es coser, salen adelante y el niño sale adelante” , dice tras presumir de familia numerosa (tiene 4 hijos).

Asegura también que la “fabulosa” Sanidad pública madrileña tiene grandes profesionales para “sacar a casi todos los niños adelante” y lamenta que las Autonomías han roto los principios básicos de igualdad”. No aclara si su partido quiere terminar con el Estado autonómico, pero sí apuesta por recentralizar las competencias en materia de Sanidad y Educación.

Por último, confiesa que no tiene relación con su principal rival en la pugna por los votos (Isabel Díaz Ayuso -PP-), que no le gusta que le etiqueten como feminista (“Soy mujer”, se limita a responder) y revela que su comida favorita es la ropa vieja (como plato cubano) y el cocido (como gastronomía madrileña). ¿Y la película? Churchill.

Almeida (PP): “Los votantes de VOX no son de ultraderecha, pueden reconocerse en nuestro programa”

Volver es una película de Pedro Almodóvar y el director manchego ha apoyado explícitamente a Manuela Carmena. Sin embargo, ese título se puede aplicar a la perfección a José Luis Martínez-Almeida (Madrid, 1975). El candidato popular a la Alcaldía se hizo con la portavocía del Grupo Municipal del PP en el Ayuntamiento cuando Esperanza Aguirre presentó su tercera dimisión por el caso Lezo y ganó unas primarias internas en las que desbancó a Íñigo Henríquez de Luna, que ahora está en VOX. Entonces, Begoña Villacís intentó arrebatarle el título honorífico de líder de la oposición, aunque pronto ha ganado terreno y protagonismo como azote de la alcaldesa. Tanto, como para verse como alternativa al proyecto de Más Madrid con un programa bien definido: bajada de impuestos, rebajas de las multas del SER, reversión de Madrid Central, recuperación de la escuela municipal de Remo, 48 equipamientos y 100 millones para un plan de choque de limpieza. Además del soterramiento de la A-5 y de la construcción de 15.000 viviendas a manos de empresas privadas.

Pregunta. ¿Cuáles son las primeras medidas que va a tomar si consigue ser alcalde?

Respuesta. Abordar un modelo de movilidad sostenible distinto, que sea eficaz en la lucha contra la contaminación y eso implica acabar con Madrid Central; en segundo lugar, una revolución fiscal para que los madrileños paguen menos impuestos; y en tercer lugar, parar la degradación de la convivencia en la ciudad y de su conservación. Son todo medidas sensatas, de sentido común y de eficacia.

P. ¿Qué viene después de quitar Madrid Central? ¿Recuperar las APR?

R. Viene construir un modelo de movilidad sostenible con alternativas fuera de la M-30. Hacer una restricción de 477 hectáreas como es Madrid Central no conduce a nada más que crear un oasis y un gran perjuicio para los comerciantes. El modelo PP consiste en generar alternativas junto con un paquete de medidas de renovación de todas las flotas de vehículos que circulan por las calles. ¿Qué medida para paliar las prohibiciones de utilización de los vehículos ha adoptado Carmena? Ninguna.

“El nivel de votos [del PP] no va a ser el de 2015”

P. Entonces, ¿volveremos a las antiguas APR?

R. Volveremos a las antiguas APR, que estaban consensuadas con vecinos y comerciantes, que no generaban problemas y que permitían el acceso con vehículo privado a parkings cercanos y, por tanto, no había un descenso de afluencia de personas.

P. Ha decidido rebajar las multas de APR a 50 euros, 25 por pronto pago, y luego hacer una gran reforma fiscal. ¿Han calculado cuánto va a dejar de ingresar el Ayuntamiento?

R. Respecto a las multas, vamos a rebajar a la mitad las de estacionamiento y las de APR, en ningún caso vamos a tocar aquellas que afecten a la seguridad vial de los madrileños. En una ciudad con el salario medio que tiene Madrid no se puede pagar 90 euros si estacionas cinco o diez minutos más de lo permitido o si entras en una APR por despiste. Al mismo tiempo queremos mejorar la seguridad vial y, por eso, a aquellas personas que no cometan una sola infracción en tres años les bonificaremos un 30 por ciento el impuesto de vehículos de tracción mecánica. Son medidas que apuestan por la seguridad vial. No por un afán recaudatorio y sí por un afán de prevención de accidentes. Y respecto a la revolución fiscal, vamos a devolver 460 millones de euros a los madrileños.

P. ¿Tienen pensada alguna red de aparcamientos disuasorios en la ciudad?

R. Vamos a hacer un plan de aparcamientos disuasorios y de residentes. Este equipo de Gobierno ha eliminado 15.000 plazas de aparcamiento y nosotros vamos a generar 10.000 plazas en disuasorios en la corona metropolitana y otras 5.000 para residentes en todos aquellos distritos donde faltan, como Moratalaz, Chamartín o Fuencarral-El Pardo.

“El JOBO nos parece una iniciativa razonable”

P. Ha anunciado también un plan de choque de limpieza, ¿lo puede concretar?

R. Primero, ejecutar la totalidad del presupuesto. En este momento y pese a ser la mayor preocupación de los madrileños, Carmena ha gastado menos dinero en limpieza en 2018 que en 2015. Aparte de eso, propondremos un plan de choque que analice las zonas más sucias de la ciudad, que es una competición difícil a la vista de cómo están las calles, y a partir de ahí poner un refuerzo presupuestario de 100 millones de euros.

P. ¿No tienen nada que ver en esa suciedad los contratos integrales de limpieza que firmó Ana Botella?

R. Esa era la opinión de Manuela Carmena cuando en julio de 2015 dijo que arreglaría la situación en tres meses. Cuando lo dijo ya era alcaldesa y conocía los contratos. Ahora no puede echarle la culpa.

 

P. En cuanto a la degradación de la ciudad, ¿pretende llevar a cabo alguna actuación específica con la Policía Municipal?

R. Vamos a recuperar los antidisturbios, vamos a crear unidades contra la venta ambulante y tendremos tolerancia cero hacia todos los comportamientos antisociales. Yo entiendo que en este equipo de Gobierno haya okupas, pero eso no quiere decir que tengamos que tolerar la okupación en la ciudad. Por tanto, iremos contra la okupación, la venta ambulante, los botellones y las pintadas de grafitis que han inundado las calles. Cuando se toleran o se incitan, esos comportamientos degeneran en el incendio de Lavapiés, el incidente que acabó con la muerte de una persona en Vallecas o la reyerta multitudinaria en la Pradera de San Isidro.

“La venta de vivienda social a fondos buitres tuvo lógica en aquel momento”

P. Ayer dijo Javier Ortega Smith (VOX) en una entrevista con Madridiario que hablaría con el juez decano de Madrid para crear un juzgado especializado en okupaciones, ¿respalda esa propuesta?

R. Nosotros dijimos que en los juzgados de Plaza Castilla debía haber un juzgado especializado en la agilización de los desahucios de las casas okupadas. Esta propuesta la lanzamos hace ya dos años y la hablamos con los colectivos y con la FRAVM, que nos respaldó, así que bienvenido Javier Ortega Smith después de cuatro años sin pisar las calles de Madrid.

P. En el tema de vivienda, habla de una colaboración público-privada, pero me gustaría saber cuántas va a construir la EMVS y cuántas van a depender de la iniciativa privada.

R. Nosotros vamos a promover la construcción de 15.000 viviendas que se podrán levantar en terrenos de titularidad municipal que sean aptos para edificar. Nosotros no tenemos esa capacidad ni esos medios y nuestros procedimientos son más lentos y más complejos, por tanto mejor que sean los promotores y las cooperativas de viviendas los que las promuevan. La EMVS lo que tiene que hacer es vivienda social, aquella que está dirigida a personas que se encuentran en situaciones de vulnerabilidad.

P. Le lanzo una pregunta para que sea autocrítico: ¿Ha tenido algo que ver la venta de vivienda social pública de Ana Botella a fondos buitre con la burbuja actual?

R. Esa es una decisión que siempre que me preguntan si la hubiera tomado respondo que no lo sé. En el contexto de crisis en el que se tomó, se podía tomar. No digo ni que la hubiera tomado ni que no, pero que sí tenía una lógica en aquellos momentos. A partir de ahí, más habrá contribuido a esa burbuja que vender esas viviendas, con la valoración que a cada uno nos merezca, que de las 4.200 viviendas prometidas por Carmena, haya entregado 63, 64 o 65 por ser generoso. Eso ha contribuido más. Lo que ha provocado el aumento de los precios de la vivienda es el estrangulamiento de la oferta.

“Vamos a recuperar los antidisturbios municipales”

P. Ha avanzado también el cheque-alquiler para jóvenes menores de 35 años que lleven al menos cinco empadronados en Madrid, ¿hay alguno más en su campaña?

R. No, este es el tipo de ayudas que queremos dar, a los jóvenes que tengan menos de 35 años y que lleven cinco empadronados en Madrid, que no tengan una vivienda en propiedad y la media será de 150 euros al mes. Esperemos que pueda llegar a 10.000 jóvenes.

P. ¿Y van a diferenciar por renta?

R. Sí, se van a hacer una serie de diferenciaciones.

P. Hablando también de jóvenes, ¿prevén mantener el JOBO?

R. El problema no es el JOBO, que nos parece una iniciativa razonable, el problema es que no tenemos una concejala de Cultura, que no se ha seguido una política cultural, que los grandes contenedores culturales que son del PP como Matadero tienen un bajón de público importante. Nosotros no tenemos ningún problema con que exista el Bono Joven Cultural, lo que sí tenemos un problema con la Cultura que se ha gestionado en los últimos años.

P. Lo que sí van a revertir es la apertura de las presas 8 y 9 del Manzanares para recuperar la Escuela Municipal de Remo.

R. Es que es sorprendente que el Ayuntamiento la cierre. Es una escuela que está entre Usera y Arganzuela, que da la oportunidad a cientos de chavales de esos distritos de practicar deporte. Este Ayuntamiento prefiere que esos chavales no estén haciendo deporte al no darle ninguna solución.

 

P. También han anunciado casi 50 equipamientos, ¿cuáles son los más distinguidos o los más urgentes?

R. Hemos propuesto 141 actuaciones por valor de 500 millones de euros en cada distrito. Por cierto, yo sí voy a visitar los 21 en campaña. No sé si otro candidato puede decir lo mismo, desde luego Carmena, no. En grandes cifras decimos que necesitamos 10 centros de mayores, así como ampliar otros cuatro, 11 bibliotecas nuevas, 12 polideportivos, 8 centros polivalentes o la remodelación de 6 unidades integrales de Policía. Cuando llegaron y dijeron que iban a reequilibrar la ciudad no sabía que significara ejecutar tan solo el 40 por ciento de las inversiones en el sur.

P. ¿Se compromete a llevar Madrid Nuevo Norte al primer pleno ordinario del nuevo mandato? Carmena sí lo ha hecho.

R. Lo que tengo claro es que quien no lo va a aprobar va a ser Manuela Carmena. ¿Con quién va a pactar su investidura? Con el PSOE y con Carlos Sánchez Mato y ellos están en contra. ¿De verdad piensa que no va a ser una línea roja para sus socios? Nosotros lo que decimos es que si hay un acuerdo, lo llevaremos. No es la operación que nosotros hubiéramos hecho ni la mejor posible, pero somos coherentes. Hemos defendido que esta es una cuestión que tiene que cerrarse definitivamente.

“Revertiremos Madrid Central y volveremos a las antiguas APR”

P. ¿No teme que el soterramiento de la A-5 desemboque en una deuda similar que el de la M-30?

R. La obra se financiará exclusivamente con las partidas que ha dejado de ejecutar este equipo de Gobierno en materia de inversiones. No hay que aumentar el gasto público.

P. ¿Y va a haber algún otro proyecto grande?

R. Queremos solucionar el Nudo Norte y Manoteras.

P. ¿Y las Cocheras de Cuatro Caminos?

R. Se desbloquearán inmediatamente. Ya está bien de jugar con la vida y hacienda de 443 cooperativistas que llevan esperando cuatro años una solución.

P. ¿Va a revertir también el cambio de nombres franquistas del callejero?

R. El cambio está recurrido en los tribunales y acataremos las sentencias judiciales que se dicten.

 

P. Entiendo que su socio natural es Ciudadanos, pero también deberá entenderse con VOX. ¿Pondrá alguna línea roja?

R. Hay una línea roja, que es que no gobiernen Carmena, Pedro Sánchez y Pablo Iglesias en la ciudad. Pepu Hernández no tiene autonomía e Iglesias ya ha pedido el voto para Mato. Por tanto, yo me planteo una pregunta: ¿Hay algún votante de centroderecha que entienda que no nos entendamos nosotros para que haya un cambio de gobierno? Ninguno lo entendería. Tenemos que hacer un esfuerzo y pido un aglutinamiento del voto en el PP para que pongamos sobre la mesa el programa de centroderecha liberal con el que estoy seguro de que se puede identificar casi la totalidad de los votantes que están a la derecha del PSOE en Madrid. Otra de mis líneas rojas es el cumplimiento de la ley.

P. Vayámonos a la peor situación que dan las encuestas. Hay algunas que le otorgan 14 concejales y en la época de Alberto Ruiz Gallardón se llegó a los 34. Si no llega a gobernar y las encuestas aciertan, ¿tomaría alguna decisión? ¿Se marcharía?

R. No, la de no continuar no, pero sí haré autocrítica. El 28 de abril, pese a ser la primera fuerza de centroderecha en Madrid, perdimos 300.000 votantes. 70.000 se fueron a Ciudadanos y 230.000, a VOX. Por tanto, aunque obtengamos la Alcaldía, que creo que es lo que va a pasar, el nivel de votos no va a ser el de hace cuatro años. Tenemos que hacer autocrítica por respeto a los que nos votan y a los que han dejado de votarnos.

P. ¿Y cree que la mayoría de votantes de VOX ha decidido ‘volver a casa’?

R. Lo desconozco. Lo veremos el domingo. Sí creo que les hemos ofrecido un proyecto en el que se pueden reconocer. Siempre digo que hemos de dirigirnos con humildad hacia los votantes que hemos perdido. Los votantes de VOX no son de ultraderecha, son votantes que vienen del PP que no han encontrado en un determinado momento lo que sí encontraron durante muchos años.

“Queremos que el concejal de un distrito sea más que un intermediario entre vecinos y alcalde”

En su visita a la redacción de Madridiario, el candidato popular se ha sentado junto a Constantino Mediavilla, presidente editor de este medio, en la Terraza de Gran Vía. Allí ha hablado sobre la necesidad de aplicar la Ley de Capitalidad y de que la derecha no debe perder los 180.000 votos por los que superó a la izquierda en las elecciones generales del pasado mes de abril.

Además, ha concretado el soterramiento de la A-5, que prevé concluir antes de que finalice el siguiente mandato con un coste de 180 millones de euros, y la dificultad que atañe la Operación Campamento, respecto a la que es menos optimista.

Sobre Madrid Nuevo Norte, se ha comprometido a aprobarla tal y como está y, respecto a la descentralización del Ayuntamiento, ha pedido que el concejal-presidente de cualquiera de los 21 distritos sea más que un intermediario. “Queremos delegar competencias de limpieza o gestión de licencias”, ha señalado.

 

José de la Uz (Las Rozas): “Queremos consolidarnos como un vivero de innovación, futuro y oportunidad”

A tres días de las elecciones municipales y autonómicas del 26 de mayo, en las que espera revalidar su mandato, el alcalde de Las Rozas, José de la Uz, se sienta junto a Constantino Mediavilla en La Terraza de Gran Vía de Madridiario.

El próximo 26 de mayo se enfrenta a uno de los exámenes más importantes de su vida: la revalidación de su cargo al frente de la Alcaldía de La Rozas, a la que llegó tras las últimas municipales de 2015. A tres días de que los vecinos de localidad madrileña acudan a las urnas, José de la Uz se sienta en La Terraza de Gran Vía. Entrevistado por el presidente editor de Madridiario, Constantino Mediavilla, ha hecho un repaso a la situación del municipio desde el punto de vista de la movilidad, la seguridad o la sostenibilidad.

Las Rozas es una ciudad absolutamente segura, de las más seguras de la Comunidad“, ha asegurado De la Uz, y ha destacado que a lo largo de los últimos cinco años, los índices de delincuencia no han dejado de caer.

José de la Uz, durante la entrevista en La Terraza de Gran Vía (Foto: Chema Barroso)

En el apartado de movilidad, el regidor popular asegura que las necesidades de la localidad dependen de cada zona, y que en su programa se atiende a esas especificidades de los barrios con medidas que van desde el fomento del transporte público hasta la atención a la dificultad de aparcamiento. En concreto, De la Uz subraya una treintena de medidas relacionadas con los autobuses en el municipio o la proyección de parkings cerca de las estaciones de Renfe, además de poner el acento “estratégico” en la necesidad “atacar” la A-6, viales internos y el desarrollo de modelos de movilidad sostenible a través de, por ejemplo, un servicio de motos eléctricas de alquiler o una red importante de recarga para vehículos eléctricos. “Es un programa muy ambicioso en movilidad”, ha resumido el alcalde.

Además, De la Uz asegura que el suyo es un “proyecto de futuro” para la ciudad. “Queremos consolidarnos como un vivero de innovación, futuro y oportunidad en la Comunidad de Madrid”, asegura y explica que sus propuestas incluyen 50 medidas a largo plazo para generar, entre otras cosas, oportunidades de empleo de base tecnológica o el asentamiento de empresas de sectores estratégicos.

A pesar de que el tablero del juego político ha cambiado de forma radical en los últimos años, De la Uz no “descarta nada”, ni siquiera la mayoría absoluta, y asegura que Las Rozas es lo que es -un municipio de gente “orgullosa” de vivir en él- por la labor del PP.

El alcalde de Las Rozas ha insistido, además, en la idea de que su municipio es diversidad y no se puede entender como un todo, sino que hay que atender a las necesidades específicas de cada zona. “Ese conocimiento solo lo tenemos nosotros, porque llevamos cuatro años en la calle, hablando con los vecinos“, termina.

 

De Vinuesa, alcalde de Alcobendas: “Con Los Carriles tenemos vivienda para los próximos quince años”

Ignacio García de Vinuesa, alcalde de Alcobendas, se sienta en La Terraza de Gran Vía con Constantino Mediavilla, presidente editor de Madridiario, para hablar de las elecciones de este domingo, de su programa electoral y de Los Carriles, uno de los proyectos más importantes del Consistorio popular que va a suponer que el municipio tenga vivienda “para los próximos quince o veinte años”.

El Gobierno de Alcobendas ha logrado en este mandato lo que no había conseguido en los últimos doce años: desbloquear Los Carriles, un proyecto que había sufrido varios reveses por parte de la oposición y que el alcalde ha logrado desbloquear ‘in extremis’. “Cuando llegamos en 2007 se habían terminado todos los terrenos habilitados para construir viviendas protegidas, pero Los Carriles ya es el presente y el futuro”, admite Ignacio García de Vinuesa, regidor de la localidad, en La Terraza de Gran Vía.

“Con Los Carriles tenemos vivienda para los próximos quince o veinte años“, le ha contado a Constantino Mediavilla, presidente editor de Madridiario. El plan tiene previsto construir 8.600 casas, de las que el 45 por ciento serán protegidas, un logro del que De Vinuesa se muestra orgulloso.

Así, es el impulso con el que se presenta a estas elecciones, en las que intentará seguir cuatro años más en un puesto en el que ya lleva doce. “Tengo muchísimas ganas de seguir siendo alcalde; la ciudad es una organización viva con necesidades que cambian cada minuto y no hay ningún trabajo tan apasionado”, explica.

En los comicios, “donde no se vota igual que en las generales”, lleva un programa que es “una hoja de ruta” donde no promete “playas o una Torre Eiffel” para Alcobendas, sino la extensión de la red de recogida neumática de basura “hasta donde se pueda” o un “cambio brutal” del centro de Alcobendas a través de su rehabilitación. Además, prevé instalar paneles solares en más de 50 edificios municipales para bajar la factura de la luz consistorial y seguir peleando por la variante de la A-1, que es “fundamental”.

Ortega Smith (VOX): “El Ayuntamiento está fomentando y cometiendo delitos”

A Javier Ortega Smith (Madrid, 1968) no le gustan ni los toros ni otra enseña en la bandera nacional que no sea el escudo oficial. Eso no le resta puntos, sin embargo, para ser la cara y la voz de VOX en las elecciones municipales de este domingo, en las que compite con otros cinco candidatos por obtener el bastón de mando del Palacio de Cibeles. Él, eso sí, es el más polémico de todos ellos. Durante su campaña, que ha compatibilizado con el juicio del Procés en el Tribunal Supremo y con su elección como diputado en el Congreso, ha realizado varias afirmaciones que han roto, a su parecer, el “consenso socialdemócrata” que reina en los otros partidos, a los que aspira a ganar en las urnas. Su programa, que no está ceñido estrictamente a Madrid pues es uno marco para todos los municipios, se basa en “limpieza, seguridad y libertad”. No obstante, los únicos números que adelanta son los de futuros aparcamientos disuasorios: siete. No anuncia ni cuantifica los equipamientos municipales que prevé levantar; no dice dónde colocará las cámaras que quiere repartir por la capital; ni cuántos meses tardará el Ayuntamiento en “desokupar” una casa. Esto último debido a que las competencias, pese a que hayan introducido el tema en campaña, son del Estado. En todo caso, sí asegura que pedirán un juzgado especializado en desalojos que logre atajar este delito “en pocas horas o días”. Sobre la construcción de vivienda, lo fía todo a la iniciativa privada, una que no se verá afectada por el traslado del Orgullo a la Casa de Campo, un movimiento que también extenderá a carreras deportivas pero no a fiestas de barrio.

Pregunta. Defíname las tres principales líneas de su programa.

Respuesta. Limpieza, seguridad y libertad.

P. Vamos a concretar un poco. En seguridad, ¿se marca algún porcentaje para bajar el índice de criminalidad de la ciudad?

R. Nos planteamos bajar el índice de criminalidad todo lo que sea posible con los medios del Ayuntamiento, pero necesitaremos también que la ayuda de la Delegación del Gobierno. Eso sí, vamos a tomar una actitud beligerante contra la delincuencia y no complaciente o cómplice. El Ayuntamiento está fomentando la delincuencia de la okupación de la propiedad, de la falsificación con los manteros, del destrozo del mobiliario urbano… Para paliarlo hay una medida importante, la de la vigilancia. Esto es poner cámaras de televisión en todos los sitios donde sean necesarias por ser zonas poco transitadas o con menos vigilancia policial.

P. ¿Tienen algún mapa establecido ya o lo irán viendo?

R. Haremos un estudio en cuanto lleguemos al Ayuntamiento para actuar en las zonas con un mayor índice de delincuencia como pasos subterráneos o barrios marginales donde ha llegado la droga. El alcalde va a estar allí señalando con el dedo los pisos donde se vende droga, los pisos okupados… Hay que ir a esos lugares a desactivarlos.

P. ¿Cuánto margen tiene el Ayuntamiento para desokupar una casa?

R. Tiene bastante margen cuando se trata de bienes de titularidad municipal, cuando personándose en los procedimientos o actuando con la Policía. Una vivienda okupada si la rodea la Policía y si se le cortan los suministros de agua y luz tarda poco en quedarse vacía. En los madrileños desamparados que se han ido de vacaciones y le han okupado la casa, podemos actuar colaborando como acusación popular. Tenemos que distinguir de la demagogia en la okupación, cuando nos sacan ese caso de la familia que no puede pagar y las mafias que tienen montado permanentemente un negocio en torno a esto. O esos grupos de extrema derecha o extrema izquierda cuyo único fin político es okupar. Contra esos, tolerancia cero.

P. Pero, ¿tienen algún dato de cuántas viviendas pueden estar okupadas por ese tipo de grupos y de mafias?

R. No tengo yo los datos de momento, pero es muy fácil saberlo entre las denuncias tramitadas y la petición de colaboración ciudadana que vamos a lanzar para no tener que fiarnos de los datos municipales.

P. Incidiendo en la okupación: si VOX gobernase, ¿cuánto tardarían para, por ejemplo, desalojar a La Dragona?

R. Yo decirle si puede ser uno, dos o tres meses… Eso depende de las resoluciones judiciales. Eso sí, hablaremos con el Juez Decano de Madrid para pedirle que establezca un juzgado especializado en desalojos que esté 24 horas de servicio y que tenga la capacidad de dictar resoluciones. Nosotros pondremos la Policía, los servicios jurídicos e, incluso, el dinero necesario para que se cree. Es prioritario respetar la propiedad porque crea un efecto disuasorio muy grande.

P. En lo referido a la limpieza, ¿revertirá los contratos o esperará a que terminen para hacer unos nuevos?

R. Lo que vamos a hacer es una revisión profunda de sus condiciones y ver si se están cumpliendo, que a mí me llega que hay una parte que no. Cuando llegue el momento de la renovación la haremos con uñas y dientes. Se acabaron los complejos y el clientelismo. Pediremos la máxima relación entre el altísimo coste y los resultados y vamos a realizar un seguimiento. Los fallos los penalizaremos y podremos rescindirlos porque el Ayuntamiento no puede tener las manos atadas.

P. ¿Renuncia a remunicipalizar este tipo de servicios?

R. No es una cuestión política. Eso tiene que ir en función de la mejor relación calidad-precio, aunque claro que hay excepciones como la Policía, la Justicia o la Sanidad, aunque debatamos sobre quién la gestiona. Si algún día los estudios nos dicen que podemos tener un Madrid más limpio y más cuidado a mejor precio, no tenga duda de que se acabaron las empresas privadas y abriremos un concurso de contratación de personal público.

P. Su tercer eje es la libertad y muchas veces han dicho que Madrid Central la coarta. ¿Se atreverán a revertirlo pese a una posible multa de la Unión Europea?

R. Dijimos que pararíamos el golpe de Estado en Cataluña y lo hicimos; que acabaríamos con el cortijo socialista en Andalucía y lo conseguimos; y ahora decimos que terminaremos con Madrid Central y lo haremos. Además, no le tenemos ningún miedo a ninguna multa porque recurriremos lo que haya que recurrir. Es mentira que Madrid Central tenga que ver con la contaminación porque genera más atascos, más embotellamiento y, por ende, más contaminación. La polución se ataja con medidas globales como las calderas de carbón, con la renovación del parque móvil municipal, volviendo a invertir en Metro o apostando por permitir que se construyan aparcamientos en las grandes manzanas entre edificios. Madrid es una ciudad donde hay muchos vehículos y hay que aprovechar el espacio al máximo. Facilitemos la posibilidad de aparcar el coche con aparcamientos de residentes, con más plazas en superficie, con un mejor transporte público y con más aparcamientos disuasorios.

P. Ese plan de aparcamientos disuasorios, ¿tiene números?

R. De entrada, los siete previstos y prometidos por el Gobierno municipal actual, de los cuales solo ha hecho uno y lo ha hecho el Atlético de Madrid en el Wanda Metropolitano. Podemos establecer grandes playas de estacionamiento en las entradas a la ciudad con un bajo coste y una gran vigilancia para ponérselo tan fácil a los ciudadanos que prefieran ir en Metro a meterse en atascos.

P. ¿Tienen un número total de equipamientos previstos para la ciudad o una inversión aproximada?

R. ¿De qué tipo?

P. Centros culturales, de salud, escuelas infantiles…

R. Nosotros lo que tenemos es un Plan General de Ordenación Urbana que no pretendemos cambiar y que ya marca los usos de las parcelas. A él nos ajustaremos. Sobre las dotaciones que cuentan con un déficit son, por ejemplo, las escuelas infantiles, que son competencia de la Comunidad [Aclaración: las escuelas infantiles de la ciudad de Madrid dejaron de pertenecer a la red autonómica en 2016] y que intentaremos cubrirlo dotando a la Comunidad de suelo o de inmuebles municipales para construirlas, igual que los centros de atención primaria o de día. Para nosotros es una política prioritaria y hay dinero para hacerlo. El problema es cuando ves cómo el Ayuntamiento gasta 230.000 euros en reformar un local de Bravo Murillo que le adjudican a dedo a asociaciones políticas cuando eso podría ser una escuela infantil.

P. ¿Cuántas viviendas públicas tienen pensado construir?

R. En los planteamientos de las operaciones Campamento, Madrid Sur (desarrollos del sureste) y Chamartín nos encontramos con 10.000 viviendas con algún tipo de protección pública. ¿Qué es lo que ha pasado? Que esos desarrollos la alcaldesa los ha paralizado y de las 4.000 viviendas que prometió construir ha entregado 64. El problema son los trámites burocráticos y que el elefante que es la Empresa Municipal de la Vivienda y el Suelo (EMVS) hace inviable sacar adelante vivienda por la burocracia. Creemos que se trabaja mucho más rápido llegando a acuerdos con el sector privado de la construcción, liberalizando suelo para que puedan construir.

P. Una de las polémicas que ha protagonizado se debe a la decisión de llevarse el Orgullo a la Casa de Campo. Le pregunto ya no solo por el motivo social y reivindicativo que tiene detrás, sino también por los 300 millones de euros que ingresan los comerciantes esa semana. ¿Lo mantiene?

R. Vamos a proponer el traslado porque no tenemos complejos. Hablamos del Orgullo pero también de cualquier carrera de atletismo o ciclista. Incluso, de manifestaciones en las que no sea imprescindible circular por las grandes vías. Se han de conjugar el derecho a la libertad de expresión y al de movimiento. Hemos hablado con las asociaciones de vecinos de Chueca y están hartas de la semana del Orgullo, en la que muchos se tienen que ir de sus casas por la suciedad, el ruido o el espectáculo de sexo en la calle. Nosotros no tenemos ningún problema de homofobia porque en VOX no preguntamos a nadie sobre su orientación sexual. Lo que no podemos aceptar es que determinados lobbys, que luego no defienden a los homosexuales cuando la ideología de género no interviene en la violencia entre una pareja del mismo sexo o cuando los apalea la policía castrista en La Habana, nos impongan nada. El Orgullo puede ir por la Castellana o por la Casa de Campo. No pasa nada y lo haríamos también con unos ciclistas. Eso no va a provocar que los turistas que vengan esa semana dejen de dormir en hoteles o ir a clubes nocturnos.

P. ¿Van a trasladar también las fiestas vecinales de los barrios?

R. Esas están muy bien porque son fiestas del barrio. Cuando Malasaña o Chamberí organizan sus propias fiestas, cómo vamos a ir a decirle a los vecinos que no las hagan, si llevan 100 años haciéndolas… Ojo, también tenemos que controlar los horarios, aunque todo se puede conjugar con una cierta racionalidad y con sentido común para hacer la ciudad habitable. Además, se me ha olvidado comentarlo antes, podemos buscar alternativas para que las celebraciones no transiten por las grandes arterias y no causen tanto daño.

P. ¿Cómo piensa compatibilizar su trabajo en el juicio del Procés, el cargo de diputado y el de concejal del Ayuntamiento?

R. El juicio del Supremo está en sus días finales y el Ayuntamiento y el Congreso son perfectamente compatibles. Los plenos municipales son una vez al mes y a las comisiones del Consistorio mandaremos expertos. En el Congreso le digo algo similar. Somos 24 y yo estaré en todos los plenos. No voy a poner la mano en el fuego por que no coincidan dos plenos importantes, que entonces valoraré, pero estoy convencido de que lograremos compatibilizarlo.

P. En el debate entre candidatos autonómicos celebrado en Telemadrid el domingo, pudimos ver cómo todos obviaban a su compañera Rocío Monasterio. ¿Corresponde a una estrategia política?

R. Nosotros hemos vivido tres tipos de situaciones. La primera, la del silencio absoluto. Daba igual lo que hiciéramos o lo que dijéramos, nadie se preocupaba. Luego pasamos a la etapa del insulto y, más tarde, algunos nos han copiado, como el PP y Ciudadanos. El candidato del PP, José Luis Martínez-Almeida, va a las mismas calles donde estoy yo. A lo mejor ahora quieren escondernos y no darnos visibilidad. Es lo que yo llamo el consenso socialdemócrata que hemos venido a romper. Unos imponen la ideología política de la extrema izquierda y otros no la confrontan. Por eso son derechita cobarde. El otro día me decían si eran polémicas mis declaraciones sobre el aborto. Yo he dicho que la mujer no tiene derecho a decidir sobre lo que no es su cuerpo. Para nosotros y el 99,9 por ciento de los científicos, la vida del ser que tiene una madre embarazada es independiente.

P. Isa Serra, candidata de Podemos, dice que hay 250.000 viviendas vacías y que se ha de intervenir en el precio para parar la subida. ¿Comparte diagnóstico y receta?

R. Todos los parques de viviendas del mundo tienen una parte vacía porque hay fondos que esperan a que suba el precio para venderlas, pero el precio no deben marcarlo esos fondos, sino la diferencia entre la demanda y la oferta. El gran problema de Madrid es que cuando hay carestía de recursos surge la especulación porque hay grandes zonas de suelo público que deberían sacarse al mercado. Cuantas más viviendas haya, más bajarán los precios. No es que me parezca bien que haya un parque de viviendas sin alquilar, pero están en su derecho.

Ortega Smith, en La Terraza de Gran Vía

En su visita a la redacción de Madridiario, el candidato de VOX se ha sentado con Constantino Mediavilla, presidente editor de Madridiario, para repasar otros asuntos de la actualidad.

En ella ha asegurado que los ciudadanos “por la calle” les dan “besos y abrazos” porque son “como ellos” y que solo dan miedo a los “golpistas”, término con el que se refiere a los políticos juzgados por rebelión y sedición en el Tribunal Supremo, donde ejerce la acusación particular.

Además, ha acusado al Ayuntamiento de “cometer delitos” cuando “utiliza fondos públicos para favorecer a chiringuitos o a amigos”, aunque pospone la posibilidad de denunciar hasta que entren en el Consistorio.

Sobre un futuro gobierno con José Luis Martínez-Almeida (PP) o Begoña Villacís (Cs), ha admitido que estarán “más cómodos” con quien decida llevar adelante más propuestas de VOX.

Sánchez Mato: “Fue Carmena quien traicionó el programa de Ahora Madrid”

La última vez que Carlos Sánchez Mato atendió a Madridiario lo hizo en el despacho que ocupa en la Junta de Latina. Allí le desterró Manuela Carmena tras cesarle como delegado de Economía y Hacienda cuando, según dice él, la alcaldesa decidió “plegarse” ante las políticas del entonces ministro de Hacienda Cristóbal Montoro. Sin embargo, las sorpresas de la política han provocado su vuelta a la primera línea. El ‘no’ de las bases de Izquierda Unida a una confluencia con Podemos en la Comunidad de Madrid que al final ha acabado produciéndose se tradujo en la dimisión de Mauricio Valiente como candidato de la formación de Alberto Garzón en la capital por su apuesta por la unidad de las izquierdas. Entonces, el partido decidió apostar -sin pasar por primarias, eso sí- por Carlos Sánchez Mato, el hombre con más relato y que mejor se adaptaba a Anticapitalistas y a la Bancada Municipalista, con quien también han terminado confluyendo en el ámbito municipal. Ahora encabeza una lista plagada de nombres que han sido críticos con la regidora y que esperan entrar en el Consistorio el 26 de mayo para ser una fuerza decisiva en la formación de gobierno. El programa ya lo tienen: paralización de todos los desarrollos -Operación Chamartín inclusive-; municipalización de la limpieza y de los servicios sociales; 50.000 viviendas públicas a través de la construcción y la rehabilitación; y una auditoría de la deuda y de las políticas públicas.

Pregunta. Se presenta bajo las siglas de Madrid en Pie. Las encuestas dicen que no, pero ¿ve posible obtener representación en el Ayuntamiento?

Respuesta. Por supuesto que sí. Entendemos, además, que el voto útil de verdad de la gente que quiere abordar las necesidades de la mayoría social es el voto a Madrid en Pie.

P. En esa campaña que están haciendo hay un legado que reivindican tanto usted como Carmena. ¿Qué parte de lo de que presume la alcaldesa es suyo?

R. La gestión económica de los últimos años tiene unas raíces profundas de la primera etapa del mandato. Me siento orgullosísimo de haber protagonizado un saneamiento que no ha conocido ninguna otra administración pública. Sobretodo, de lo que más orgulloso me siento no es solo es de haber saneado las cuentas, sino de haber multiplicado el gasto social, que aumentó un 73 por ciento, y haber duplicado la inversión. Me siento menos orgulloso de que Manuela Carmena decidiera someterse a la arbitrariedad del ministro [Cristóbal] Montoro y de las políticas del PP y que se produjera ese frenazo que ha costado que no seamos capaces de rematar muchos proyectos.

P. Otra de las cosas que comparte con Carmena es el apoyo de Pablo Iglesias, ¿le incomoda?

R. Tengo una coincidencia absoluta con mi compañero Pablo Iglesias, con el que tenemos una confluencia en las generales y en las autonómicas y comparto con mi compañera Isa Serra, a quien votaré el 26 de mayo, la visión programática para la Comunidad: ambos rechazamos de manera directa y decidida la Operación Chamartín, pensamos que los servicios públicos se deben prestar de una manera directa… Creo que la coincidencia programática es clave.

P. ¿Van a jugar un papel importante Isa Serra o Pablo Iglesias en su campaña o la van a hacer por separado?

R. Podemos decidió no presentarse en la ciudad, aunque a mí me hubiera encantado, porque compartimos la visión de la herencia de Ahora Madrid de la que nos sentimos orgullosos. Hubo un programa espectacular que consiguió el Gobierno y que fue truncado por decisiones que cambiaron el plan inicial.

P. ¿Qué propuestas de Ahora Madrid que se han quedado ‘colgando’ recupera para su programa?

R. Hay elementos que hoy, si cabe, son más necesarios que entonces: la necesidad de que la vivienda pública sea un objetivo insoslayable y que nadie se quede atrás. No podemos seguir manteniendo que miles de jóvenes con trabajos precarios tengan que dedicar porcentajes insultantes de sus bajos salarios para poder vivir en la ciudad o que, teniendo los recursos suficientes en las arcas municipales, haya gente que no pueda llegar a fin de mes. Luego también el recurrente olvido del reequilibrio territorial, al que pegamos un empujón presupuestario fuerte en la primera parte del mandato que se frenó cuando Manuela aceptó el ritmo de inversión que dictaba Montoro.

El problema es que presupuestamos 100 millones para la Plaza de España, que es lo mismo que se dedica al fondo de reequilibrio. Bien Plaza de España, fenomenal la Gran Vía, pero barrios de nuestra ciudad siguen teniendo aceras con muchos baches. No ha habido voluntad política de Manuela Carmena para dar un salto hacia adelante. Nosotros, en cambio, hemos demostrado que no nos arrugamos ante esos poderes económicos que estiman que hay que hacer las cosas despacito porque ya toca que la gente de Madrid tenga un urbanismo razonable, accesibilidad y que no se limpien las calles según el barrio. Invertimos el doble en limpieza por habitante en Argüelles que en Usera. Y yo no quiero que se invierta menos en Argüelles, quiero que se invierta más en Usera. Por eso planteamos la remunicipalización del servicio para que haya 2.000 trabajadores más limpiando.

P. Para los jóvenes propone un alquiler social. ¿Cuántas viviendas prevé construir?

R. Tenemos un plan detallado que dice que podemos poner a disposición de la ciudad 50.000 viviendas. Hay una parte que será construcción y otra que no requiere de ella, sino de rehabilitación de viviendas y de la puesta en funcionamiento de otros lugares. Por ejemplo, el Parque Móvil de Cea Bermúdez. Esas instalaciones infrautilizadas son propiedad del Estado y cuando yo era concejal de Economía intenté negociar su adquisición para poder desarrollar vivienda pública.

P. ¿Quiere meter más vivienda pública en los planes urbanísticos que dice que paralizará?

R. ¿Qué problema tiene Madrid Nuevo Norte? Hay que cerrar esa brecha, arreglar la estación de Chamartín y construir 16.000 viviendas… pero baratas, no a 6.000 euros el metro cuadrado. Lo que no cabe en un proyecto de un ayuntamiento que dice que hace falta vivienda es que, teniendo la posibilidad de hacer vivienda pública barata, lo que haga son 4.000 con algún tipo de protección y torres de oficinas o centros comerciales, que no son la prioridad. No se puede decir que tu objetivo es la vivienda, como dicen Más Madrid y PSOE, y luego vender suelo público a operadores privados a mitad de precio.

P. ¿Y se abre a la expropiación de viviendas vacías?

R. Por descontado. Y no hablo de esa persona que tiene un piso además de su vivienda habitual. Hablo de grandes tenedores. Hay 20.000 viviendas en manos de cinco o seis operadores en la ciudad, grandes bancos o fondos de inversión. Tenemos que aplicar el artículo 28 de la Constitución y lo haremos pagando un ‘justiprecio’, pero necesitamos vivienda pública en un plazo reducido de tiempo. No nos va a templar la mano a la hora de actuar.

P. Los contratos de limpieza terminan en 2021, ¿apostaría por rescindirlos ya o esperaría?

R. Mi planteamiento ha sido notorio y conocido. Ahora, cuando entre el nuevo gobierno municipal ya estaremos en la recta final de 2019. Se pueden rescindir, pero no considero otro horizonte que plantearnos qué vamos a hacer en 2021. La única formación que defiende la prestación directa del servicio somos nosotros porque tenemos un sobrecoste brutal y las calles no están limpias. Además, municipalizarlos supondría la contratación de 2.000 trabajadores.

P. Habla de 2.000 trabajadores más en limpieza y en su programa también menciona que quiere ampliar la plantilla municipal, ¿hay alguna cifra concreta?

R. La limpieza no es el único sector infradotado. Por ejemplo, los trabajadores sociales tienen una sobrecarga importante. La gente va a pedir cita y se la damos para dos, tres o cuatro meses. Nuestro primer objetivo es eliminar los servicios sociales porque hagamos desaparecer la desigualdad, pero hasta que eso ocurra hay que dotarlos de todo tipo de medios humanos y económicos para que realicen su función de manera adecuada.

P. ¿Pero hay alguna cifra concreta?

R. Sí, tengo cifras de cada una de las áreas, pero permíteme que no dé todos los titulares en Madridiario [ríe].

P. Hablando de la deuda, me llama la atención que ya no se hable de una quita de la deuda sino de su no aumento. ¿Han cambiado de criterio?

R. Por nuestra parte, ninguno. Lo que planteamos es una auditoría de la deuda y de las políticas públicas que resulta bastante poco interesante para el PP, que se ha caracterizado por expoliar la ciudad; para Ciudadanos, que no le importa este análisis; y, desgraciadamente para Manuela y Más Madrid; que lo que hicieron después de mi cese fue que no se continuara con la auditoría de la deuda. Yo me encontré una ciudad híper endeudada, donde uno de cada tres euros se iba a amortizar deuda y cuando puse en marcha mis primeras medidas Esperanza Aguirre me dijo que iba a arruinar la ciudad. Parece que no estaba yo equivocado, parece que tenía razón. La línea que hemos seguido ha provocado que la deuda ya no sea un problema para la ciudad y hemos sido capaces de financiar las actuaciones municipales con nuestros recursos, incrementando el superávit.

P. Usted dijo en el debate organizado por la Cadena SER y El País que “apostar por el transporte público también era hacer feminismo”. Me gustaría que desarrollara ese concepto.

R. La movilidad tiene un sesgo de género. Evidentemente, no nos movemos igual los tíos y las tías y por eso hay que potenciar el transporte público y mejorar la peatonalización de determinadas calles.

P. ¿Apostaría por ampliar Madrid Central a otros distritos?

R. Apoyo total Madrid Central, lo habría puesto en marcha antes. Eso sí, hay un efecto frontera y tenemos que tener cuidado porque el problema de la contaminación no se arregla solo actuando en el centro. Además, tenemos que ser coherentes y no tiene lógica apoyar un Plan A de Calidad del Aire y plantear determinados desarrollos urbanísticos que multiplican los desplazamientos. De poco nos valdrá un Madrid Central potente con desarrollos que te obliguen a coger el coche hasta para ir a por el pan, como ocurre con los desarrollos del sureste.

Sánchez Mato pide en la Terraza de Gran Vía un debate entre las izquierdas

En su visita a la redacción, Sánchez Mato también se ha sentado en la Terraza de Gran Vía para reflexionar sobre el mandato saliente. En él, ha asegurado, se ha llegado a producir “una extraña alianza entre la derecha y una izquierda que no se atrevió a llevar adelante un programa muy ambicioso”.

En este sentido, ha acusado a la alcaldesa de “traicionar” el programa de Ahora Madrid y, ante el doble apoyo de la candidata de Unidas Podemos Madrid en Pie, Isa Serra, a Carmena y al ex delegado de Economía, se ha mostrado confiado de que la coincidencia “programática” es con él. Además, sobre propuestas es de lo que quiere debatir con las otras candidaturas de izquierdas al estilo de los producidos entre PP, Ciudadanos y VOX en otros medios de comunicación.

 

 

Villacís (Cs): “Quitaremos los semáforos de la A-5 al día siguiente” de ser posible

Begoña Villacís (Madrid, 1977) está a punto. A punto de ser madre de su tercera hija, Inés, y de enfrentarse a sus segundas elecciones municipales, unas en las que espera sacar muchos más de los 8 ó 9 concejales que le da el CIS. Mientras tanto, ya desgaja su programa electoral: anuncia una serie de aparcamientos disuasorios que aún no cuantifica, la reforma de 21 plazas o la construcción de 20.000 viviendas entre el Ayuntamiento y socios privados. Además, en caso de alcanzar la Alcaldía, pretende quitar los semáforos de la A-5 “al día siguiente” de cuando le sea posible jurídicamente, dotar al deporte de una Concejalía exclusiva y mezclar la Cultura y el Turismo en una misma ‘cartera’.

Pregunta. Ya ha avanzado alguna medida de su programa electoral como una Concejalía exclusiva de Deporte. ¿Prevé algún nuevo área?

Respuesta. Hemos decidido que el deporte debe tener peso propio, pero también queremos agrupar en un área la Cultura y el Turismo. Es una declaración de intenciones que tiene que ver con el tipo de turismo por el que apostamos, sostenible y respetuoso con la ciudad. Precisamente, el pasado viernes anunciamos la creación del museo de la Movida Madrileña que vamos a poner en pleno barrio de Malasaña.

P. También le hemos escuchado hablar de mejorar o modificar Madrid Central.

R. Madrid Central no es tan relevante como el resto de la propuesta que tenemos para Madrid. ¿Por qué hablamos de Madrid Central? Porque es lo único que ha hecho este Gobierno, pero es el 1’2 por ciento del tráfico de la ciudad y nuestras propuestas van encaminadas hacia cómo digerir o dar alternativas a ese millón de coches que entra todos los días a Madrid. Tiene que ver con una fórmula del área metropolitana similar a la de Barcelona en la que hablemos con otros alcaldes y con la Comunidad.

P. ¿Pero eso significa la construcción de, por ejemplo, un bus-VAO?

R. Significa darle una visión panorámica y ofrecer soluciones globales. Una de las opciones es crear un anillo de aparcamientos disuasorios que sean gratuitos con el Abono Transporte. Además, debemos hacer atractivo el transporte público siendo competitivo en el tiempo.

P. ¿Cuántos aparcamientos disuasorios?

R. Tenemos un plan que presentaremos próximamente. Si quieres algún número te puedo dar el de puntos de recarga rápida que vamos a poner en aparcamientos subterráneos, que son 100 en total frente a los cinco de ahora. Queremos que Madrid sea la capital del coche eléctrico.

P. ¿Pretende reabrir la Gran Vía?

R. Es importante que haya un eje, pero es más importante no volver a cometer los mismos errores que este Gobierno, al que le ha faltado escucha y que ha tenido un comportamiento despótico. Se ha reunido con comerciantes y afectados para informarles sin cambiar su hoja de ruta.

P. O sea, que la Gran Vía puede volver a ser un eje de paso sin restricciones.

R. No es lo relevante de Madrid Central y Madrid Central no es lo relevante de la movilidad de Madrid. Es lo que ve la alcaldesa desde su ventana, su único ámbito de actuación. Me interesa más la vida de otros barrios en zonas infradotadas como Fuencarral o Valdebebas. También la suciedad de los distritos del sur. Eso es más interesante que Madrid Central.

P. Otro de los ejes que quiere convertir es el de Prado-Recoletos. Ocho millones de euros y diez meses de ejecución. ¿En qué basa esa propuesta, en reducir carriles, ampliar el túnel…?

R. El túnel se quiere ampliar para no perjudicar la movilidad. Tenemos un eje Prado-Recoletos que no sabemos poner en valor, además de que no termina ahí: girando a la izquierda se encuentra uno el Ministerio de Agricultura, el Pabellón de los Hombres Ilustres y también una de las puertas de Madrid, la estación de Atocha, que recibe 15 millones de viajeros al día. Por eso incidimos en que Atocha es feo y no nos lo merecemos. Nos merecemos una continuidad del eje Prado-Recoletos que tenga pasos peatonales y más zonas verdes. La movilidad la mejoraremos por abajo.

P. ¿Y plantean alguna acción en Delicias y en Santa María de la Cabeza?

R. Vamos a mejorar su fluidez porque vamos a cambiar la fisionomía de la zona.

P. Ha presentado ya el plan Alegra Madrid, que es similar al Barcelona ponte guapa. Ahí propone rehabilitar 21 plazas, ¿tienen nombre?

R. Lo tienen.

P. ¿Y cuáles son?

R. Estarás invitado a verlas [ríe].

P. Proponen, de igual forma, rehabilitar 100.000 viviendas. ¿Cuáles van a ser los requisitos?

R. Queremos eliminar la infravivienda a través de la renovación y, en la parte de rehabilitación, ser más específicos con las necesidades reales de las viviendas. Los planes que ha llevado a cabo el Ayuntamiento han sido a base de ver el perfil socioeconómico de las zonas pero eso no tiene sentido. Hay que ver la realidad de cada vivienda. El barrio de la Concepción, por ejemplo, no ha podido ser rehabilitado por estar en un distrito socioeconómicamente bueno.

P. ¿Qué pretende hacer con las 150.000 viviendas vacías?

R. Ese dato es de 2011. Además, el Colegio Oficial de Arquitectos (COAM) dice que son infraviviendas que no podrían ser utilizadas por la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS). Lo que sí que puedo decir es que vamos a hacer un plan que anime a los propietarios a poner en alquiler sus viviendas a través de incentivos como que el Ayuntamiento sea el avalista. Los propietarios necesitan seguridad y certezas.

P. El pasado jueves, el Ayuntamiento aprobó inicialmente las restricciones a las VTC: limitación de horas, kilómetros en vacío y estacionamiento. Sin embargo, que se apliquen dependerá del nuevo gobierno. ¿Las respaldará?

R. Este Gobierno solo sabe restringir y prohibir. Hago la enmienda a mayor, pues creo que estamos cometiendo un error si estas competencias dependen de cada ayuntamiento. Deberían ser del Estado, pensando en que los usuarios no deben enfrentarse a diferentes regulaciones en diferentes sitios.

P. ¿Va a modificar Madrid Nuevo Norte o lo aprobaría como está?

R. Tiene vivienda protegida y eso hay que mantenerlo para equilibrar el norte y el sur, que tendrá 50.000 casas de este tipo en los desarrollos del sureste, pero a mí Madrid Nuevo Norte me parece una oportunidad que puede llegar a cambiar el modelo productivo. Tiene que ser el ‘downtown’ de la capital y, por supuesto, ambicioso. A mí no me dan miedo los rascacielos y los iconos, que es algo que le falta a Madrid.

P. Ha anunciado también el soterramiento de la A-5, ¿plantean alguno más?

R. Por ahora, no, aunque tenemos algunos planes integrales para muchas zonas que implican eliminaciones de puentes o pasos elevados típicos de los años 80, que le gustan mucho a este Gobierno. Por ejemplo, el de Pacífico.

“Iremos hacia un Madrid distrito federal tipo Whasington”

En su visita a la redacción de Madridiario, la candidata de Ciudadanos se ha sentado en La Terraza de Gran Vía con Constantino Mediavilla, presidente editor de Madridiario. Allí ha avanzado que en sus líneas maestras está el hecho de ir hacia un modelo de distrito federal al estilo Washington.

Además, ha puesto en duda la veracidad del CIS, que apenas le da un crecimiento de entre uno y dos concejales, y ha asegurado que quitará los semáforos de la A-5 “al día siguiente”, en cuanto se lo permitan los trámites jurídicos.

 

 

 

Ayuso: “Hablar de empleo basura es ofensivo para el que está deseando tener uno”

“Mujer, joven y desconocida”. Así se presenta Isabel Díaz Ayuso (Madrid, 1978) cuando agradece a su jefe, Pablo Casado, que la eligiera como candidata del PP a la Comunidad de Madrid. A quien quería su puesto -Ángel Garrido-, la diputada popular le reconoce su labor durante la “transición” entre el Gobierno de Cifuentes y las elecciones del 26 de mayo, pero se considera mejor cabeza de lista para el PP. “El tiempo le ha dado la razón a Casado”, presume en su entrevista en la redacción de Madridiario. Allí visitó la Terraza de Gran Vía de su presidente editor, Constantino Mediavilla, a quien le confesó no tener tiempo para leer. La campaña electoral que para ella comenzó “en enero”, cuando fue nombrada, la mantiene demasiado ocupada pero su esfuerzo, dice, parece estar dando sus frutos. “Tenemos un partido cada vez más fuerte después del shock de las generales”, afirma.

Para seguir ganando adeptos, la candidata popular promete bajar impuestos, concertar escuelas y crear vivienda para los jóvenes de las clases medias que ella sitúa en una renta máxima de 60.000 euros anuales por persona. Pese a saberse polémica, sigue defendiendo que el concebido no nacido cuente como parte de la familia numerosa. Además, asegura que prefiere crear trabajo precario a no crearlo: “Yo prefiero un empleo a que no haya empleo. Hablar de empleo basura me parece que es ofensivo para el que está deseando tener ese empleo basura”, opinó.

Isabel Díaz Ayuso es usuaria del Metro de Madrid. (Chema Barroso)

Viene de presentar su propuesta de ampliación de líneas de Metro y ha llegado la redacción de Madridiario en transporte público. Precisamente, sus declaraciones sobre los atascos de Madrid o la inclusión del concebido no nacido como miembro de una familia numerosa han sido especialmente polémicas. ¿Son declaraciones sacadas de contexto, fueron fruto de un error o mantiene, por ejemplo, esta última como medida de su programa electoral?

En primer lugar, creo que el escrutinio mediático al que a mí se me está sometiendo durante esta campaña no se le está haciendo al resto de candidatos. Los otros candidatos están diciendo contradicciones, proponiendo cosas que ya están en marcha y aseverando que harán cosas que ya existen, pero no pasa nada. En esos desayunos informativos donde he hablado del aeropuerto, de Castellana Norte, del empleo, del transporte, de los mayores, de la salud… nada de eso importó. Solo importó interpretar o entender que yo he dicho una cosa que podía ser un error y, mágicamente, se distribuye por los medios como si hubiera anunciado la muerte o el asesinato de una persona.

“Sigo pensando que el concebido no nacido debería contar como unidad familiar”

Con respecto a los atascos, el otro día un señor, en una carta a un medio, lo explicó muy bien: “Un atasco en Madrid a las 10 de la mañana es un infierno. Un atasco un sábado a las 3 de la mañana es poesía”. Y cualquiera que conozca Madrid sabe a lo que me refiero: me refiero a que el Ayuntamiento de Madrid, con Podemos y con Carmena, está matando el ocio nocturno y el Distrito Centro, tan vital para la ciudad.

Con respecto a los concebidos no nacidos sigo pensando y defendiendo que ya pueden y deberían contar como unidad familiar, como ocurre en otras comunidades autónomas. Creo que es de especial sensibilidad para aquellas personas que se lanzan a tener un tercer hijo que las administraciones estén a su lado y las acompañen. Yo no tengo ninguna prisa ni ninguna necesidad de que la Administración, que para otras cosas es generosa, tenga rápida necesidad de decirle a un padre que ha perdido a su bebé que le devuelva absolutamente nada.

No quise ahondar más en el detalle. Podría haber mentido, como hacen otros candidatos cuando se equivocan. Opté por ser sincera y parece que la sinceridad no se lleva en política. También podía haber dicho simplemente: ‘Lo valorará mi equipo’. Porque las respuestas técnicas a un programa electoral y a un Gobierno las da el equipo, no las da el dirigente. Yo no estoy ahí para calcular la letra pequeña de las cosas. Yo estoy para decir: ‘Apuesto por las familias numerosas y por las madres que van a tener un tercer hijo y necesitan ya unificar, unir a sus niños en un mismo colegio, o para una Renta Mínima de Inserción, o para plazas o para lo que sea, se tenga en cuenta que ese bebé está en camino’.

Aclarado esto, precisamente, el martes se rodeó de todo su equipo para presentar el Manifiesto Electoral con las líneas básicas del programa que no mostrarán en su conjunto hasta final de campaña. Ya conocemos su propuesta del plan Vive Madrid o la gratuidad del transporte público para los mayores de 65 años. Díganos alguna más…

“El escrutinio mediático al que me están sometiendo no se lo hacen al resto de candidatos”

Yo voy a tener tres líneas básicas. La primera es ese plan de vivienda para jóvenes de hasta 35 años. Son 25.000 viviendas en 40 municipios y hay una cosa que no estoy contando lo suficiente y que es muy importante y es que es para clases medias. Es decir, para aquellas personas que viven en Madrid y que llevan cotizando tiempo en Madrid. Habrá que llevar un mínimo de 10 años empadronado en la Comunidad. Y no son ni vivienda social ni vivienda de lujo. Es vivienda para las familias de clase media para las que muchas veces no hay atención.

En el caso de los mayores lo que quiero es que, como ya tienen bastantes dificultades y una jubilación complicada que será mucho peor con el Gobierno de Sánchez, yo de esa manera quiero compensarles.

La siguiente medida estrella es la de las rebajas de impuestos, dirigidas a todos los ciudadanos en su conjunto pero que van a ayudar, sobre todo, a que los propietarios de pisos los pongan en alquiler, a aquellas mujeres que se recuperan de una baja maternal y son emprendedoras para ayudarlas con la contratación de más gente y para los jóvenes que están estudiando y trabajando a la vez.

Todo eso ya lo conocemos. ¿No nos va a dar alguna pildorita nueva, ya que este jueves, de madrugada, empieza la campaña?

“Lo más importante es humanizar la comunicación de mis mensajes”

El jueves vamos a estar con CEIM y en el inicio de campaña, para mí lo más importante es humanizar la comunicación de mis mensajes. Por ejemplo, he anunciado prolongaciones de Metro muy importantes para Metro Sur y para descongestionar la red uniendo Plaza Elíptica, Atocha y Conde Casal con un nuevo intercambiador. Se puede contar así o se puede contar diciendo que más de medio millón de madrileños van a ganar 40 minutos más todos los días en movilidad.

Algunas de las medidas anunciadas por usted en precampaña son, en parte, herencia del Gobierno actual. Sin embargo, su equipo insistió en que había mucho de usted en el programa electoral. ¿Qué hay que sea cien por cien suyo, qué ha dicho que quiere que esté sí o sí en su proyecto de “renovación del PP”?

Yo soy una persona que llevo 40 años viviendo en Madrid y ha llegado la hora de, ahora que está en mi mano, pensar un programa para personas que han tenido una vida como la mía. Es decir, familias normales, con vidas normales. ¿Cómo querría yo que la Administración esté conmigo a partir de ahora? Yo miro para adelante y creo que no son tiempos de grandes obras ni de grandes infraestructuras sino tiempo de modernizarlas y mejorarlas.

Isabel Díaz Ayuso tiene un tatuaje en su antebrazo izquierdo. Chema Barroso

Por eso pienso que la digitalización es la clave. Para el mundo rural, que se está viendo cada vez más abandonado, el mundo digital es fundamental y puede dar muchas soluciones para despoblación, para teleasistencia, para que esas personas a partir de los 45 [que son expulsadas del mercado] se reciclen y vayan a crear una empresa o autoemplearse… para todo eso la digitalización es el futuro.

Antes de la marcha de Garrido a Ciudadanos, usted le aprobaba “con nota” por su labor al frente del Ejecutivo en un momento muy delicado, tras la dimisión de Cristina Cifuentes. ¿Cree que se ha sido injusto con él en el PP al no permitirle ser candidato?

Hizo una transición muy buena, como he dicho siempre. Pero eso no cambia las cosas. También sé que él ha sido candidato temporalmente y el PP así se lo hizo saber: ‘Vas a ser candidato hasta que acabe la legislatura’ porque Cristina Cifuentes apoyó que así fuera. Eso no quita, y así se lo explicaron, para que luego fuera candidato.

“Es legítimo permitir que candidatos de otras edades o de otros sexos también tengan oportunidad”

La dirección nacional, del mismo modo que apostó por él, también ha decidido apostar por mí y creo que es legítimo permitir que candidatos de otras edades o de otros sexos también tengan la oportunidad de estar ahí. Son tiempos de pensar lo que es mejor para el partido.

Eso sí, eso no cambia las cosas y creo que hizo una transición complicada y que lo sacó con nota. Eso es digno reconocerlo.

Su elección ha pisado algún callo en el PP. Hay quien considera que se fue injusto con Garrido al no premiarle con la candidatura pese a haberlo hecho “bien”…

(Interrumpe la pregunta): Yo es que creo que ocho meses no te hacen ser dueño de una candidatura. Del mismo modo que se le eligió a él, se puede elegir a otra persona.

… Le iba a preguntar si hay alguien dentro del partido que le haya dicho a la cara que preferían que fuese Garrido y no usted el candidato…

A mí, desde luego, nadie me lo ha dicho. Y lo que ha quedado claro con el tiempo es que yo era mejor candidata para dirigir el PP porque él no estaba cómodo en el PP. Ha dicho que ya hacía muchísimos meses que se sentía despegado del partido, luego el tiempo ha dado la razón a Pablo Casado.

¿Cree que su marcha pudo perjudicar al PP en las elecciones generales? ¿Puede que haya votantes que le apoyaran y les gustara su gestión y se hayan ido a votar a Ciudadanos siguiendo a Garrido?

Las generales son un mundo y la clave autonómica es otra totalmente distinta. Estoy convencida de que nosotros en Madrid vamos a sacar un resultado muchísimo mejor de lo que se tuvo en las generales. Somos el único partido que tiene experiencia, que tiene cargos en todos los ayuntamientos con conocimiento y tenemos fuerza de equipo y gestión y horas de vuelo.

“Nadie del PP me ha dicho que prefiere a Garrido de candidato”

Ha dicho en alguna ocasión que Cs es el peor enemigo del PP…

Sí, también decía Garrido que son “el tonto útil de la izquierda”. Y muchas veces se han dedicado más a ir contra el PP que contra la izquierda. Así se ha demostrado en muchas ocasiones han estado votando juntos.

También han votado presupuestos con ustedes…

Sí, claro. No les queda otra.

Ahora parece que usted y Aguado se lanzan pullas, pero también están queriéndose un poco porque se ven formando Gobierno juntos

Yo no pienso ahora ni en escaños ni en gobiernos ni en pactos. Pienso en mi programa que sé que es el mejor programa y quiero que llegue a toda la sociedad , hacerlo con humildad, escuchando a la gente, buscando soluciones, he estado en todos los rincones de la Comunidad y de Madrid capital. Tengo tanto que hacer que es momento de hablar de mi proyecto.

Usted quiere quitarse ya el lastre de las elecciones generales pero sí quiere contar con Pablo Casado en la campaña. ¿Cómo la va a enfocar? ¿No es un poco difícil librarse de la relación con la dirección nacional del partido?

Yo no estoy haciendo como la izquierda en Madrid, que no está haciendo nada, esperando a ver si pasa el río y le favorece. Yo llevo desde el mes de enero trabajando en mi campaña y no he cambiado un ápice ni mi discurso, ni el camino, ni los mensajes ni la actitud ni el objetivo.

Pero siempre dice que no quiere cometer los mismos errores que se cometieron en las generales. ¿A qué se refiere, concretamente?

A estar hablando todos los días de partidos con los que se supone que luego me tengo que entender. Y sobre todo, dar una batalla fundamental: el socialismo no es bueno para la Comunidad de Madrid. Cuando gobernaron aquí, en 12 años, el PSOE solo creó 12 kilómetros de Metro y se negó a crear Metro Sur, a soterrar la M-30, a crear hospitales, a llevar el bilingüismo a los colegios a permitir que los comerciantes pudieran abrir o cerrar a otras horas sus comercios o que un ciudadano hoy pueda comprar a horas diferentes.

Mi preocupación es que ese socialismo que ha perjudicado tanto a otras comunidades donde ha estado gobernando, como Andalucía, no llegue a Madrid y pare el motor económico. Si yo me dedico a estar enfangada en debates estériles, la izquierda en Madrid empieza a crecer. Yo solo quiero explicar a los madrileños, desde el respeto, por qué es mejor que haya políticas liberales, moderadas y sensatas que políticas de izquierdas.

(VÍDEO ENTREVISTA)

Ha dicho que no quería atacar a las dos formaciones con las que se supone que se tiene que entender. ¿Cree que el entendimiento de las tres derechas…?

(Vuelve a cortar la pregunta) Ciudadanos no es derecha. A Ciudadanos un día se le metió en el centro derecha, coló y para adelante. Eso no es así, nunca lo han sido. Ahora parece que han visto que de esta manera pueden buscar un espacio, pero no son derecha.

…En cualquier caso, ¿el entendimiento de PP, Cs y Vox en Andalucía sería un buen modelo para la Comunidad de Madrid?

Sería mejor el modelo del Partido Popular.

“La inmensa mayoría de los votantes de Vox y Cs eran antes del PP”

Lógico, pero, en el peor de los casos, ¿sería mejor un modelo de PP y Cs sin Vox?

Yo no quiero excluir ni a los votantes de Vox ni a los votantes de Ciudadanos. Para mí son igualmente importantes porque la inmensa mayoría de esos votantes antes eran del PP. Yo siempre digo que quiero ser la casa común y que todos los votantes de centro derecha, todos los que están a la derecha del PSOE, se vean representados con mi proyecto político.

¿Cree que Vox les ha marcado el paso en las campañas obligándoles a debatir sobre aborto, eutanasia, etc.?

Esto ha sido una estrategia perfectamente diseñada desde Moncloa, donde ellos lanzaban globo sonda con propuestas divisorias y, mientras unos se han dedicado a debatir estos temas, el PSOE por otro lado, todos los viernes iba haciendo propuestas faciales con el dinero de todos.

¿Cómo recuperar el voto que se ha ido a Vox y Cs?

No dándoles motivos para que nunca más vuelvan a dejar de votar al PP, siendo regeneración y renovación constante. Es más, la quiero para mí también. Ya he anunciado que no estaría más de ocho años porque creo que el ego en política no es bueno. Los cargos son para dar lo mejor de ti en ese momento y saber dar paso a otras personas.

“Cuando alguien te deja de votar es porque tiene razón”

Luego, también hay que atender a un sector del electorado que se sintió abandonado por el partido. Dejamos de dar muchas batallas, dejamos de escucharles, y, evidentemente, cuando alguien te deja de votar es porque tiene razón. La corrupción nos pasó factura, nos hizo muchísimo daño. Muchas veces no hemos renovado nuestros mensajes, nos hemos separado muchísimo de la sociedad en muchas ocasiones, hemos abandonado muchos terrenos y hemos tenido una actitud de distanciamiento absoluto y encima dejamos de escuchar a un electorado que nos iba avisando con tiempo ‘Esto no me convence, esto me decepciona, esto no me representa’.

Hay que ser consciente de que esto ha sucedido y tomar medidas: enfocar renovaciones -de todas las edades porque yo no solo apelo a la gente joven, sino que tengo conmigo a los mejores gestores y es su experiencia lo que a mí me está dando más fuerza- y escuchar. Preguntar: ¿Por qué me dejaste de votar, qué te ha decepcionado? Y tomar medidas y solucionar las cosas.

Pero un mensaje extremo como el de Vox que, en clave madrileña, por ejemplo, quiere llevar el Orgullo a la Casa de Campo…

A mí esas propuestas no me gustan y demuestran que tienen muy poca gestión. Bueno, nunca han gestionado y tienen pocos equipos y todavía les queda mucho tiempo. Es un proyecto que está muy verde, nunca mejor dicho.

“Admiro la pluralidad que tiene España”

Porque la Casa de Campo, ya no solo porque es un bien patrimonial, es también escenario de las familias, durante el fin de semana, de los que van a hacer deporte, etc. No creo que sea el sitio. Cada fiesta tiene su afán en Madrid, todos cabemos en Madrid y yo no creo que esos sean los problemas que tienen la ciudad ni la comunidad.

Y soy firme defensora de las Autonomías, por eso tengo la coherencia de presentarme por una Autonomía porque la defiendo y la quiero. Gracias a esta autonomía, por ejemplo, en épocas de Zapatero cuando iba quebrando la Economía en España se iba desbocando el paro, nosotros construíamos hospitales, bajamos los impuestos, creábamos empleo…precisamente, porque las autonomías son muchas veces contrapeso.

Y además admiro la pluralidad que tiene España. Los gallegos, andaluces, etc. tienen su propia forma de ser y ellos han de saber gestionar sus propios servicios públicos con sus propios parlamentos autonómicos. Cada autonomía tiene sus temas que le son propios y eso es lo que enriquece también a España.

Acaba de hablar de coherencia… ¿Considera entonces que Rocío Monasterio es incoherente?

Es incoherente querer acabar con una autonomía por la que te presentas.

También ha citado la corrupción… ¿ya se ha superado, ya les ha pasado la factura que se tenía que pasar o aún puede hacerles daño?

Llevamos una legislatura entera donde no ha habido un solo problema de corrupción. Ni un solo caso.

“Es incoherente querer acabar con una autonomía por la que te presentas”

Pero polémicas como la dimisión de Cifuentes sí ha habido…

Polémicas va a haber toda la vida en todas partes. Es imposible que en política no haya polémicas, pero corrupción no ha habido, no hay y el PP ha tomado nota, ha pagado la factura y lo que tenemos que hacer es no volver a relajarnos nunca para que nadie se lucre en nombre de un partido.

Antes de usted vinieron a esta Terraza de Gran Vía los candidatos del PSOE, Ángel Gabilondo; Podemos, Isa Serra; y Más Madrid, Íñigo Errejón. Todos ellos critican, algunos de forma muy específica, la educación concertada. ¿Van a hacer ustedes algo por defenderla?

Si yo gobierno y tengo mayoría suficiente en el Parlamento voy a seguir protegiendo la concertada, voy a seguir concertando colegios, voy a seguir respondiendo a las familias que, son ellas las que nos piden cuándo quieren esos conciertos y ahí estará la Comunidad de Madrid de mi mano para que así sea. Del mismo modo lo pienso hacer con la Educación especial. Yo no le puedo decir a un padre dónde ha de ir su hijo si encima tiene algún tipo de discapacidad. Son los padres los que saben dónde sus hijos crecen mejor. Yo he estado en muchos colegios de Educación especial. Mis adversarios políticos veo que no. Lo desconocen y llega a ofender que tengan tan poca sensibilidad y desconocimiento acerca de lo que supone la Educación especial.

Acaba de hablar de tener mayoría parlamentaria…

(Interrumpe, de nuevo) Claro, porque al final las leyes se llevan al Parlamento y necesito ahí que estén conmigo.

¿Y para la investidura? En el PP siempre han defendido que debe gobernar la lista más votada. ¿Siguen siendo partidarios de ello?

Lo estuvimos durante mucho tiempo, lanzando siempre las manos tendidas a los demás partidos. Nunca nos hicieron ni caso. Está claro que ahora ha llegado un escenario distinto. Desde luego ahora mismo en mi mano no está eso. En mi mano está que la izquierda, si es minoritaria, no gestione los servicios públicos de todos los madrileños.

 

Ayuso, en la TERRAZA DE GRAN VÍA, con Constantino Mediavilla:

“Hablar de empleo basura es ofensivo para el que está deseando tener uno”

La candidata del PP a la Presidencia de la Comunidad de Madrid presume de tener un “partido cada vez más fuerte después del shock de las generales” y promete bajar impuestos, así como seguir fomentando la libertad de elección de los padres en lo que a colegios concertados se refiere. “A mi gente no se le mete la mano en el bolsillo ni se le dice cómo ha de vivir”, sentenció Isabel Díaz Ayuso en la Terraza de Gran Vía que dirige el presidente editor de Madridiario, Constantino Mediavilla.

“Sé lo que cuesta vivir de alquiler”

La aspirante a mantener la Puerta del Sol pintada de azul, como en los últimos 30 años, considera que la mejor forma de combatir la desigualdad es creando empleo. ¿Mucho y precario o poco y de calidad? “Yo prefiero que un empleo a que no haya empleo. A mí, cuando empiezan a hablar de empleo basura me parece que es ofensivo para el que está deseando tener ese empleo basura que está dando oportunidades para corregir problemas que tenía”, opinó.

Ella misma confesó haberlo vivido como becaria en varios medios de comunicación y empresas, del mismo modo que se identificó con los jóvenes madrileños porque se independizó “muy joven” y ha compartido piso. “Sé lo que cuesta vivir de alquiler en Madrid”, aseguró. Por ello, ha propuesto un plan de creación de 25.000 viviendas para jóvenes de hasta 35 años, que lleven 10 empadronados en Madrid, y que pertenezcan a las clases medias. ¿Su baremo? 60.000 euros por persona.

Mariola Vargas: “Ya podemos hablar de proyecto de ciudad tras reducir la deuda municipal”

La alcaldesa de Villalba (PP), Mariola Vargas, visitó La Terraza de Gran Vía. Una entrevista para hacer repaso de los asuntos prioritarios del municipio y de las expectativas puestas en las elecciones que decidirán si continúa su formación política al frente del Ayuntamiento.

Los resultados de las elecciones generales han dejado mal sabor de boca a la alcaldesa de Villalba (PP). Mariola Vargas reconoce los “malos resultados” del Partido Popular: “La división del voto es clara. Los votantes de Vox, lo eran del PP”. Achaca la pérdida de votos de la formación política en la zona noroeste a la “fragmentación” del centro derecha.

De los comicios habló con el presidente-editor de Madridiario, Constantino Mediavilla, en La Terraza de Gran Vía y también de la próxima cita con las urnas autonómicas y municipales que en unas semanas decidirá la continuidad en el sillón de mando de Vargas y el resto de alcaldes. “No me he planteado la posibilidad de pactos porque hasta ahora hemos gobernado en minoría con acuerdos puntuales”, detalla sobre los posibles acercamientos con otras formaciones políticas.

“Toda la legislatura hemos estado escuchando que nos decía la oposición que no teníamos proyectos. Nuestro único proyecto era pagar deuda“, denuncia la alcaldesa. Desde el pasado año, la regidora asegura que ya puede proyectar la ciudad y centrarse en inversiones. “Hemos cumplido este proyecto electoral en un 98 por ciento. Hay un porcentaje que no hemos podido cumplir porque estamos en minoría absoluta”, ha añadido Vargas.

Entre las mejoras del municipio, la alcaldesa mencionó la limpieza: “Teníamos un contrato de basuras obsoleto y había que invertir en materiales”. La seguridad es otra de las áreas más demandadas por los vecinos del municipio, tanto la relativa a los temas urbanísticos como la que afecta a las aceras, drones y coches. Pero en su programa electoral figura un proyecto “estrella” que, como asegura, no costará “ni un duro” a los villalbinos: “La estación de autobuses que nos permitirá conectar con el noroeste de España”.

De la oficina de gestión de ofertas de empleo, que ha permitido la apertura de más negocios y ha situado a Villalba en objetivo de inversiones empresariales, no se olvidó la regidora en el transcurso de la entrevista.

VEA EL VÍDEO COMPLETO:

Íñigo Errejón: “A los madrileños les importan más los hospitales que las pistolas y el ataque a las mujeres y los gays”

El cansancio ya no le deja ni ver una película del tirón, pero sigue sumergido en la campaña con “ilusión”. Íñigo Errejón (Madrid, 1983) agradece -y mucho- el gesto de los miles de madrileños que han colgado banderolas de Más Madrid en sus balcones en protesta por la decisión de la Junta Electoral de excluir a la formación de los debates electorales de la televisión pública. Pero él no se va a rendir porque quiere “ganar”. Cuenta con los 15 días de campaña oficial para “hablar de lo que importa” y no de peleas partidistas. Así lo confesó en su visita a la Terraza de Gran Vía que dirige el presidente editor de Madridiario, Constantino Mediavilla, donde manifestó no estar en contra del liberalismo, pese a lo que pueda parecer. “El liberalismo español tiene cosas hermosas”, sentenció en referencia a los conceptos de soberanía nacional que reside en el pueblo y de competencia entendida como “lo contrario de los monopolios”.

Su principal propuesta es recaudar más para repartir mejor. ¿Cómo? “No robar, ayuda”, ironiza tras asegurar que la intención de la formación que comparte con Manuela Carmena en el Ayuntamiento no es subir los impuestos, sino “discutir sobre a quién”. Las bonificaciones para los que tengan un patrimonio superior a los 6 millones de euros, así como para los que hereden más de un millón quedarán eliminadas si gobierna. Para ello, contará (“claro que sí”) con la mano de Ángel Gabilondo, del mismo modo que él responderá si es el PSOE quien gana las elecciones. En los pactos que buscan echar al PP de la Comunidad de Madrid, Errejón incluye también a sus antiguos compañeros de Podemos. “Si depende de mí, va a haber un gobierno progresista”.

El PP quiere denunciar la colocación de banderolas de Más Madrid en los balcones de los votantes por no estar aún en campaña. ¿Teme que la Junta Electoral ordene retirarlos?

Dice el PP que lo va a denunciar. Está en su derecho. Pero no se le pueden poner puertas al campo. Y el ejemplo de las farolas les debería enseñar: por cada farola que cerraron se nos abrieron diez balcones. Ya van más de 5.000 madrileños que han ofrecido sus terrazas y ventanas como soporte para que nos puedan conocer. Si siguen con esa dinámica serán miles y miles más. No van a poder frenar un tsunami con una pala y un cubo de juguete.

¿Qué les diría a los que comparan este movimiento con las banderas de España de las que presumían el PP y Ciudadanos?

(Ríe) Que los balcones de la gente le pertenecen a la gente. Cada uno es libre de poner lo que prefiera. La gente expresa lo que quiere y no es ningún drama, es el resultado de una ciudad y de una comunidad abierta, libre, tolerante y en la que la gente expresa lo que quiere sin que eso suponga ningún trauma.

“Por cada farola que cerraron se nos abrieron diez balcones”

Los ciudadanos piden mayor transparencia, mayor debate y mayor conversación. No puede ser que algunos vayan en la dirección contraria.

Por otra parte, me sorprende que el PP le dedique tanto tiempo a estas cuestiones. En mi opinión les debería preocupar explicarnos a los madrileños qué ha pasado con los cientos de millones de euros que tenían que ir a los hospitales y han acabado en la Gürtel o qué ha pasado con todo el dinero que tenía que haber ido a contratas con pequeñas y medianas empresas o a autonómos, que son los que generan empleo, y siempre se ha ido a dos o tres empresas -que son siempre las misma-s, algunas de las cuales hemos descubierto que financiaban en B algunas campañas del PP.

Usted ha comparado las listas del PP con Los Soprano pero su candidata, Isabel Díaz Ayuso, asegura que ella es la renovación y que sólo repite un 22% de los nombres que incluyó Cristina Cifuentes en su lista de 2015…

“Que el PP mueva de sitio a las mismas personas y lo llame renovación ya se lo he oído a Cifuentes”

Yo este discurso ya lo he oído: el de la cara nueva. Por otra parte, Ayuso no lo es. Ella se declaró seguidora de Esperanza Aguirre, que es un referente para ella. Así fue, que Esperanza Aguirre acudió el Dos de Mayo a amadrinar a los tres candidatos de la derecha. Yo este discurso de que en el PP que mueva a las mismas personas de sitio se llama renovación ya se lo he oído a Cristina Cifuentes. El problema del PP no es un problema de caras, es un problema estructural.

En esta comunidad los contratos no iban para quien era más competitivo, generaba más empleo o para quien trabajaba en la economía de proximidad. Iban a quien tenía tratos de favor con el gobierno de turno y eso ha supuesto un lastre. Nuestra Economía, que es muy fuerte, tiene varios lastres: uno se llama favoritismo y economía del privilegio y el segundo, desigualdad. Sigue habiendo un tercio de los niños madrileños en situación de riesgo de exclusión social y de pobreza. Eso nos sale muy caro porque es talento que desperdiciamos. Pero hoy tu futuro en la Comunidad de Madrid no depende tanto de tu talento sino del código postal o de la familia en la que hayas nacido. Eso es un error y, además, económicamente ineficiente.

El discurso que lanza, sobre todo hablando de desigualdad, se parece mucho al de Podemos. Ideológicamente son dos partidos muy parecidos. El domingo presentó su candidatura en un pueblo donde Unidas Podemos ganó en las elecciones generales del 28 de abril. ¿Significa eso que uno de sus rivales el 26-M es su antigua formación?

En la Comunidad en estas elecciones se elige entre dos modelos: el desgobierno, la chapuza y el caos que han caracterizado casi un cuarto de siglo del PP en la Comunidad y la transparencia, el cuidado, la humildad y la escucha que han caracterizado el Gobierno de la ciudad con Manuela Carmena. Son los dos modelos que se contrarrestan. Yo voy con Manuela.

Usted ha acusado de Podemos de haberse convertido en la “patita izquierda” del PSOE. ¿A qué se debe este ataque directo si, precisamente, era usted el acusado de ser más partidario que sus excompañeros a pactar con los socialistas?

“Mi compromiso es no perder el tiempo hablando de partidos”

Podemos tendrá que hacer su reflexión. Yo ahí no me meto. Por respeto, porque quiero que todos podamos cooperar. Y, además, tenemos cuatro semanas. Y el tiempo es muy valioso. Hoy (por ayer) he oído decir a Ayuso que ella quiere construir un frente antisocialista. ¡Qué oportunidad perdida para decir que quiere construir un frente contra la pobreza infantil o contra la corrupción o para blindar, proteger y fortalecer la Sanidad pública! Como solo tenemos cuatro semanas es muy importante que elijamos bien cómo gastar el tiempo. Uno puede elegir que quiere perder el tiempo hablando de los partidos políticos o puede elegir decir: ‘Miren, el Metro está en situación de colapso porque no se ha desamiantado, porque faltan 150 trenes más y cerca de 1.000 contratos nuevos de gente que se va a jubilar’. Nosotros nos hemos comprometido a que los madrileños no tengan que esperar nunca más de cinco minutos en el andén.

Hay que elegir bien las prioridades para que no se nos pase la campaña hablando de nosotros mismos. La política no puede ser un club privado de partidos que hablan de sí mismos. Va de que los madrileños se gastan casi la mitad del sueldo en alquiler y a algunos ni eso les da y les acaban echando del barrio en el que viven. Bueno, pues tenemos que tomar medidas. O va de afrontar la transición ecológica de nuestra Economía y generar empleos verdes. Podría ser que llegáramos tarde a todas estas cuestiones si nos dedicamos a perder el tiempo. Y mi compromiso es no perderlo.

Hablando de vivienda, Isa Serra ha prometido recuperar 40.000 viviendas para el parque público mientras que Ayuso propone construir 25.000. ¿Qué propone Más Madrid?

Necesitamos que se forme un Gobierno nacional ya para permitir a los Ayuntamientos que regulen los precios, como ya se aplica en Berlín o Copenhague. Necesitamos construir más parque de vivienda pública, pero en régimen de alquiler social. Ojo, si volvemos a construir solo para venta hacemos otra vez lo mismo que en las últimas décadas. Lo que necesitamos es estimular y relajar el mercado del alquiler. ¿Eso cómo se hace? Sacando más oferta. En tercer lugar, tenemos que movilizar vivienda que hoy está vacía que no tiene uso. Hay que movilizar a los pequeños propietarios para que la puedan sacar al mercado y nosotros queremos proponerles un acuerdo para la rehabilitación energética de sus viviendas. Con eso generamos empleo, bajamos la factura de la luz de las familias, y, a cambio, solicitamos que las saquen al mercado y bajen los precios al haber más oferta. En cuarto lugar, prohibir que se pueda vender -casi regalar- vivienda a los fondos buitre como hizo Ana Botella.

 

Ya que ha sacado la formación de Gobierno nacional, ¿cómo valora el resultado de las generales? ¿Cree que Pablo Iglesias tiene legitimidad para exigir a Pedro Sánchez entrar en su Ejecutivo, teniendo en cuenta que Unidas Podemos ha perdido escaños y el PSOE los ha ganado?

“Hay una mayoría silenciosa progresista que cuando acude a votar, gana”

Hay una lectura muy importante que hacer sobre los resultados: hubo una clara mayoría progresista y democrática en España. Y creo que buena parte de los ciudadanos no estaba votando partidos. Creo que muchísima gente se movilizó a la defensiva y acudió a votar no tanto por una enorme identificación con los partidos sino porque dijo: ‘Uf, que no ganen estos, los de la España en blanco y negro, los que quieren volver a meter a las mujeres en casa y los que, cuando tenemos mujeres asesinadas cada semana, en lugar de poner el foco en los asesinatos, lo ponen en el feminismo’. Creo que mucha gente acudió a votar en clave defensiva y los partidos políticos tienen que tomar nota de ello.

En mi opinión, se tiene que formar gobierno ya, tiene que ser un gobierno progresista, tiene que ser un gobierno decidido y no se debería perder mucho tiempo en los bailes o los escaparates de las negociaciones.

(Foto: Chema Barroso) Y ahora nosotros aquí tenemos un reto.España ha votado por no retroceder, pero en clave defensiva. Yo quiero ahora que se vote a favor. Quiero a decirle a los madrileños que votaron para que no gobierne un bloque de tres derechas extremadamente radicalizado que se den un gusto. Que esta vez pueden votar a favor para que puedan seguir sucediendo cosas buenas en la ciudad de Madrid y para que le podamos dar la vuelta a la Comunidad.

Y hay un dato fundamental del 28-A: la inmensa movilización en zonas y barrios donde se vota mucho menos. Se vio que hay una mayoría silenciosa progresista española que cuando acude a votar, gana.

¿Espera entonces que pase lo mismo ahora el 26 de mayo?

Sí, pero con una diferencia: el bloque progresista tenía dos jugadores que todavía no habían saltado al campo en Madrid. Ahora sí lo hacemos.

“No puede ser que sea un problema [para Podemos] cuando estoy y cuando no”

¿No son extrapolables, por tanto, los resultados?

No son extrapolables pero sí hay una clave: las elecciones en la Comunidad de Madrid se van a ganar y van a generar un gobierno progresista si se vota en el sur. Cualquiera que mire los resultados sabe que entre participación electoral y cómo te vaya en la vida hay una relación directa: en los barrios y ciudades pobres se vota muchísimo menos. Cuando en esos sitios se acude a votar y se hace masivamente, se vota por gobiernos que cuidan de la igualdad de oportunidades. Cuando en esos sitios hay una buena parte de la gente que cree que no va con ellos, siguen manteniendo gobiernos que cuidan de la segregación.

Extrapolables o no, Podemos en la Comunidad perdió un 20% de votos el 28-A con respecto a las anteriores generales. ¿Se siente en parte responsable? ¿Cree que se debe a la ruptura interna de la formación?

Es la primera vez que he sido votante de Podemos y ya. No he dirigido campañas, no he tenido responsabilidad. Y las dirigí todas durante un tiempo y se dedició que no era mi rumbo, que mi forma de hacer las cosas no era la más adecuada. Yo respeto las decisiones pero no puede ser que sea un problema cuando estoy y un problema cuando no estoy.

“Mucha gente votó en clave defensiva el 28-A. Yo ahora quiero que se vote a favor”

O sea, que no cree que la ruptura tenga que ver en la bajada de votos de Podemos…

Yo creo que Podemos tendrá que hacer su análisis y espero que sea un análisis sincero. Pero insisto en que tenemos, en realidad, tres semanas para movilizar a los madrileños y para decirles que en España se ha conseguido una victoria progresista, que en Madrid nos hemos quedado muy cerca y que solo falta un empuje. Y que ese empuje se lo estamos dando nosotros ya. Para mí, que haya 5.000 personas ofreciendo sus balcones y los nervios del PP intentando prohibir o diciendo que no quieren que Ayuso y yo podamos debatir, me parece mal en términos de salud democrática, pero también es señal de su inquietud.

¿Da por perdida su participación en el debate o espera que el recurso prospere [la entrevista se realizó el lunes 6 de mayo]?

“Que el PP no quiera que Ayuso y yo podamos debatir es señal de su inquietud”

Hemos recurrido y espero que nos den la razón. Sobre todo porque ese debate se va a dar. La cosa es si se priva a las televisiones públicas o si las televisiones públicas no tienen la audacia de atreverse a realizarlo. Pero se va a dar. Y como se va a dar, hagámoslo todo con más normalidad. Si es que todo el mundo lo entiende. ¿Hay un solo madrileño que no entienda la idea de que es un sinsentido hacer debates a la Alcaldía sin la alcadesa? Yo creo que no. ¿Hay algún madrileño que no entienda que en la Comunidad de Madrid, la fuerza que gobierna la ciudad tiene que estar presente? Yo creo que eso lo entiende todo el mundo. Manuela y yo hemos concurrido con una idea fuerza: la Comunidad y la Ciudad tienen que cooperar. Es un sinsentido que el Ayuntamiento cuide de la EMT y Metro diga que en un metro cuadrado, donde antes cabían cuatro madrileños, ahora caben seis. Hay que volver a colaborar. Y este debate tiene que estar. Pero aventuro más: como no se le pueden poner puertas al campo, va a estar. O por lo fácil o por lo difícil, pero las dificultades nos estimulan. Y no nos está yendo mal con las dificultades que nos ponen.

¿Quién va a ser su rival en esos debates y en las urnas? ¿Solo las derechas o también será un buen resultado si logra quedar por encima de Podemos?

“El debate (a seis) se va a dar”

Yo quiero gobernar la Comunidad de Madrid. Porque estuve en una reunión con Save The Children y me explicaron que un niño de un barrio más humilde tiene ocho veces más oportunidad de repetir curso que un niño de un entorno más privilegiado. No es que sean más tontos. Es que la desigualdad lastra. Y eso es una vergüenza. Eso es una comunidad rota que hay que reconstruir. A la desigualdad hay que ponerle fin y solo se consigue de una forma: el partido que ha construido la segregación en la Comunidad de Madrid, que le hace regalos a los multimillonarios al tiempo que nunca atiende las necesidades de quienes más duro lo han pasado durante la crisis, tiene que salir de la Puerta del Sol.

A mí me habría gustado que Ciudadanos hubiera elegido otro camino. Cs dijo que venía a contribuir a la regeneración de la política y, sin embargo, en todos los lugares y en todas las ocasiones que ha podido, ha contribuido a sostener al partido de la Gürtel o al de la Púnica. No solo eso: ahora dice que incluso para hacerlo contaría con Vox. Yo no quiero eso, pero habrá que ganarles en las urnas.

Hay tanta fragmentación que no habrá mayorías absolutas y habrá que pactar. Aguado les ha vetado a usted y a Gabilondo. Pero si él cambiase y estuviese dispuesto a echar al PP de la Comunidad, ¿estaría dispuesto a pactar con Cs?

No me imagino a Aguado cambiando de senda. Ciudadanos ya ha elegido lo que quiere ser de mayor. Es verdad que hemos estado diciendo que Cs era un partido veleta. Es verdad que en ese sentido no son muy de fiar porque dicen una cosa y hacen la contraria. Pero creo que desde las últimas elecciones han tomado la decisión y Rivera ha decidido que quiere ser el heredero del PP. Yo no le arriendo las ganancias porque ser el heredero del PP es ser heredero también de la política de despilfarro, de chapuzas y de corrupción de todos estos años. Pero es su decisión, no es la mía. Ahora bien, se han colocado en una posición y creo que hay una buena parte de votantes de Cs que se consideran liberales y que no entienden cómo alguien que se llame liberal puede ir de la mano de Vox.

“Cs ya ha elegido lo que quiere ser de mayor: el heredero del PP”

Yo creo que los madrileños van a decir que les importan mucho más los hospitales que las pistolas o el ataque a las mujeres o los gays. No entiendo qué hace Cs ahí, pero ha elegido y se ha convertido en parte del bloque del inmovilismo y yo pretendo darle la vuelta.

Tengo que hacerle una última pregunta… ¿De qué habló con Rocío Monasterio en la Fiesta del Dos de Mayo?

No entiendo muy bien lo que hizo protocolo porque yo estaba entre Monasterio y Ayuso. Las podían haber sentado a ellas juntas, que se parecen bastante y seguro que tienen bastante más de lo que hablar. Me pusieron a mí entre medias y aproveché para tener un momento de introspección. (Ríe)

¿No intercambiaron ni una palabra?

A ver, nos saludamos porque yo saludo educadamente a todo el mundo. Así que nos saludamos educadamente y luego…introspección.

Errejón, en la Terraza de Gran Vía, con Constantino Mediavilla: “El liberalismo español tiene cosas hermosas”

El candidato de Más Mádrid a la Presidencia de la Comunidad, lejos de lo que pudiera creerse, no está en contra del liberalismo. Al menos, no del español que marcó en su día que la soberanía reside en el pueblo o que entendió la competencia como todo lo contrario al establecimiento de monopolios. Así se lo confesó Íñigo Errejón al presidente editor de Madridiario, Constantino Mediavilla, a quien adelantó algunas medidas de su programa.

Entre ellas, aseguró que eliminaría las bonificaciones del impuesto de patrimonio para quienes superen los 6 millones de euros. También en lo que a sucesiones se refiere, quienes hereden más de un millón de euros pagarán más. Aun así, “no se trata de subir impuestos”, aseguró el compañero de Manuela Carmena en las elecciones autonómicas, “si no de debatir a quién se le suben”.

El Metro, el empleo verde o la lucha contra la desigualdad son otros de los proyectos de Más Madrid para la Comunidad, así como acabar con la corrupción para poder llevarlos a cabo. “A veces, no robar ayuda [a recaudar]”, ironiza Errejón.

En cualquier caso, dando por hecho que las mayorías absolutas se han terminado “al menos, en un largo plazo de tiempo”, según sus propias palabras, Errejón necesitará de otras fuerzas para arrebatar la Puerta del Sol al PP. En este sentido, está dispuesto a contar con el apoyo de Ángel Gabilondo, del mismo modo que él permitirá que gobierne el PSOE si son ellos quienes vencen el 26 de mayo. Del mismo modo, volverá a unir los lazos que le separaron de su antigua formación, Podemos, si es necesario: “Si de mí depende, habrá un gobierno progresista en la Comunidad de Madrid”, concluye.